•  |
  •  |
  • END

El primera base del Bóer, el panameño Carlos Quiroz, es el bateador más explosivo en lo que va de la VI edición de la Liga Nicaragüense de Béisbol Profesional. Sus números hablan por si solos, acapara los lideratos más importantes de la ofensiva: bateo con .433 puntos, único en el torneo con dos jonrones y remolca seis, empatado con su compañero de equipo, Manuel Mejía.

El accionar de Quiroz fue vital para que los capitalinos arrancaran la liga con barrida frente a los Orientales y se mantengan en la cima, emparejados con los Tigres de Chinandega, luego de los primeros cinco partidos.

Pero así como Quiroz se asoma como candidato a liderar la profesional en bateo, el cerrador de los Leones, el nica Jorge Bucardo, ha sido fundamental para que su equipo se mantenga cerca de los líderes, en tercer lugar a juego y medio del Bóer y Tigres.

Bucardo lleva cuatro salvamentos en las cuatro oportunidades que ha tenido, en otras palabras, cada victoria de los Leones ha dependido del pitcheo mortífero de su último relevista. Salvó el viernes 29 de octubre ante Chinandega con labor de una entrada, al día siguiente logró lo mismo siempre frente a los Tigres en dos innings lanzados. Su tercer salvamento fue el miércoles 3 de noviembre ante los Orientales y el domingo 7 de noviembre la víctima fue el Bóer.

El cerrador del León lleva 6.2 entradas sin permitir carreras, le conectan sólo dos hits, sus rivales le batean para un pobre average de 091, poncha a cuatro y otorga dos boletos. Con estas excelentes actuaciones, Bucardo del León y Quiroz del Bóer, fueron nombrados por la Liga Profesional como los mejores en lo que va del torneo.

Para esta tarde, Quiroz vuelve a la carga frente a los Orientales en la reanudación de la Liga Profesional en el Estadio Nacional Denis Martínez. Mientras que Bucardo en Chinandega, podría buscar su quinto salvamento ante los Tigres que vienen de barrer en la serie del fin de semana al equipo granadino.