•  |
  •  |

El ex director técnico de la Azul y Blanco, Otoniel Olivas, único que ha logrado la clasificación a la Copa Oro, mostró su desacuerdo respecto de  los supuestos avances del equipo nacional ahora al mando del técnico español Enrique Llena, para la Copa de Naciones recién concluida.


“Para mí, si la selección que jugó la Copa de Naciones 2009 ha participado en este 2011 se hubiera logrado la clasificación directa porque el nivel de Guatemala y El Salvador hace dos años fue mucho mejor que los equipos que presentaron ahora. Y lo siento por los que no compartan conmigo, pero la selección de Nicaragua de 2009 ni siquiera es comparable a esta que estuvo en Panamá. Fue superior la que dirigí en Honduras”, comentó Olivas.


 Y explica el estratega nacional sus razones con resultados en mano. “En aquella selección de 2009 hicimos al menos un gol en cada partido, algo que no se logró esta vez, pero además fuimos superiores en las estadísticas, revisen el control de balón, control del juego y verán la diferencia de las que estoy hablando, a pesar de que ahora quieren minimizar el trabajo que hizo la selección en Honduras”.


“Lo único que a mí no me gusta es que nos tomen el pelo, que nos agarren como que somos unos ignorantes del fútbol, que vienen diciendo aquí que van a jugar como el Barcelona y a dónde está ese fútbol. Creo que debemos ser claros a lo mejor somos limitados pero no va a venir una persona de afuera a decirnos vamos a jugar de la noche a la mañana como si fuera gripe que vamos a jugar como el Barcelona, eso no se logra ni en años. Debemos darnos a respetar si hay quienes lo creen porque les conviene está bien, pero los que sabemos de fútbol no podemos permitir eso”.


A Olivas se le acusó, y así lo asegura también Llena, de plantarse muy defensivo. “Es una locura decir eso que jugamos siempre atrás. Sino vean, anotamos cinco goles en la Copa de Naciones 2009, con un orden impresionante en la cancha, gran actitud que nunca se había notado en ninguna selección nacional. Entonces no tiene sentido lo que dicen porque además que anotamos goles, logramos el objetivo jugando bien”.


Contrario a lo que alegan Llena y sus seguidores, Otoniel explicó que en esta selección “no observé la dinámica de juego, acompañamiento, el acercamiento entre líneas, no había nada definido de cómo, dónde y por qué pararse. Parecía que no sabían cuándo iban a atacar, cuándo aguantar, no se sentía un orden en el equipo, pero ese orden no lo pone el jugador sino el técnico. Está a la vista lo mal que lució esa selección, no se necesita ser un gran científico del fútbol. No nos vengan engañando diciendo que fue esta selección mejor que la otra, porque no es cierto”.