•  |
  •  |
  • END

Las pequeñas y medianas empresas nicaragüenses están exportando productos por valor de 900 millones de dólares anuales, tomando en cuenta que envían el 80 por ciento de las exportaciones de Nicaragua, sin embargo, es el sector más desatendido de la economía nacional.

De acuerdo a datos oficiales, se considera que Nicaragua exportó bienes y servicios por más de mil 125 millones de dólares durante 2007.

Esas cifras revelan la enorme importancia que tienen las pequeñas y medianas empresas para la economía nicaragüense, a la par del potencial que poseen para poder mejorar sus procesos y diversificar sus productos para aprovechar las oportunidades del mercado local e internacional.

El dato sobre el nivel de exportaciones de las Mipymes fue dado a conocer recientemente durante un foro sobre el sector, en el que fueron conocidos los resultados de un estudio realizado entre 270 pequeñas y medianas empresas de Argentina, Chile, Colombia, Costa Rica, Perú, Uruguay y Nicaragua.

El foro, que fue inaugurado por el vicepresidente de la República, Jaime Morales Carazo, contó con la participación de Mariano Mastrangelo, representante de la Red Global de Exportación de Argentina, quien presentó un estudio practicado en 270 Pymes de los siete países latinoamericanos señalados.

Morales Carazo, por su lado, dijo que las Pymes en Nicaragua representan el 95% de las 154 mil empresas formales registradas, “por lo que son la columna vertebral de nuestra economía”.

El número dos del Ejecutivo dijo que “el gobierno de Nicaragua ha dado prioridad esencial a las relaciones entre las entidades oficiales y el sector privado, y sus primeras gestiones de acercamiento fueron con las cúpulas empresariales agrupadas en el Cosep”.

“Ellos propusieron una serie de ejes de desarrollo, entre ellos el de energía, infraestructura, pesca, acuicultura, financiero, turismo, industria manufacturera, sector agroalimentario (café, caña), productos bioindustriales, entre otros”, agregó.


Hay que mejorar algunas cosas
Roberto Brenes, Gerente General de CEI-Nicaexport, informó que con los resultados de esas investigaciones, uno de los elementos principales a mejorar es el método de pago, y “aunque estamos haciendo unas cosas bien, debemos aún hacerlas mejor, así como los vacíos jurídicos que existen en las transacciones”.

Aseguró que no todo lo que revela el estudio ha sido negativo, “sino todo lo contrario, porque en Nicaragua tenemos muchas cosas que hacemos bien, pero si nos comparamos con las Pymes latinoamericanas, creemos que hay algunas cosas que podríamos mejorar”.

A nivel nacional existen más de 500 mil Pymes, de las cuales un 20% está exportando. Anualmente existe un crecimiento de entre el cinco y el diez por ciento, de manera que el trabajo es sumamente fuerte porque son las pequeñas y medianas empresas nicaragüenses que trabajan para producir los mejores y mayores productos de exportación de Nicaragua.

“Estamos exportando café, carnes, productos lácteos, ajonjolí, maní, de manera que es para nosotros una prioridad trabajar con las Pymes”, dijo Brenes, y estimó que la Red Global de Exportación (RGS) “puede ayudarnos en la capacitación de este sector.