•  |
  •  |

El flujo de remesas enviadas por los nicaragüenses radicados en el exterior podría disminuir hasta en un 10%  en el 2012, en el país. Es decir en unos 90 millones de dólares si la crisis económica que atraviesa los Estados Unidos, EU, se agudiza, de acuerdo  con economistas locales.

“En el caso de Nicaragua yo estimaría que habría una disminución del 10% en la captación de remesas el próximo año si esta crisis se mantiene y se profundiza, sobretodo porque los nicaragüenses trabajan en el extranjero en la construcción, servicios y manufactura que al final serían los más afectados por una contracción económica”, expuso el economista René Vallecillo.

Aunque reconoció que para el 2011 habrá un crecimiento de entre un 6 y 7% en el indicador.

El economista Cirilo Otero, coincidió con el Vallecillo. “A mi criterio no creo que pase del 10% la disminución en las remesas si hay problemas con la recuperación económica estadounidense… partiendo de que en la crisis financiera mundial de 2008 y 2009 bajaron en un 8%”, señaló.

Amcham atenta  
Por su parte, Roberto Bendaña, primer vicepresidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua, Amcham, dijo que cualquier problema que ocurra en la economía de EU,  tendría un impacto directo en  Nicaragua.

“Si se viniera otra crisis tendría un impacto negativo en las remesas que los nicaragüenses reciben de sus familiares que viven en EU y eso nos preocupa, aunque todavía no tenemos datos exactos de cuánto podría ser la afectación”, aclaró.

En el 2010, según datos del Banco Central de Nicaragua BCN, Nicaragua percibió ingresos provenientes de las remesas por el orden de los 822.8 millones de dólares, mientras que de enero a junio del 2011 el país ha recibido 365.4 millones de dólares.

El BCN, ha destacado que el 2010 incluso fue el año en que más dinero  percibió la economía local en concepto de remesas familiares, en relación a  los  últimos diez años.

 

La tendencia
2007: U$739.6 millones  
2008: U$818.1 millones
2009: U$768.4  millones
2010: U$822.8   millones
Fuente: BCN