•  |
  •  |
  • EEUU / EFE

El precio del barril de crudo de Texas bajó ayer un dólar y regresó al nivel medio de los 93 dólares en Nueva York, en una jornada en la que los operadores recogieron beneficios y el dólar recuperó algo de fuerza, entre otros factores.

Al cierre de la sesión regular en la Bolsa Mercantil de Nueva York (NYMEX), los contratos de Petróleo Intermedio de Texas (WTI) para entrega en diciembre rebajaron 1,04 dólares su precio anterior, y finalizaban a 93,49 dólares por barril (159 litros).

Durante las operaciones electrónicas previas a la apertura del mercado neoyorquino, los contratos de petróleo WTI tocaron un máximo histórico de 96,24 dólares. Los contratos de gasolina para entrega en diciembre se mantuvieron en un nivel similar al de la jornada anterior, y finalizaron a un precio de 2,3432 dólares por galón (3,78 litros).

El gas natural para entrega en diciembre se encareció en 30 centavos, y finalizó a 8,63 dólares por mil pies cúbicos, a pesar de aumentar las reservas de ese combustible la pasada semana.

El Departamento de Energía (DOE) informó ayer que las existencias de gas en reserva aumentaron en 66.000 millones de pies cúbicos, en línea con lo que esperaban algunos expertos, y se elevaron a un total de 3,50 billones de pies cúbicos. Ese volumen es un 1,6 por ciento superior al del pasado año en la misma época.

Los datos de reservas de petróleo crudo que difundió el DOE el día anterior no coincidieron, sin embargo, con lo que esperaban los analistas, lo que presionó al alza con fuerza al precio del crudo y de los combustibles en la sesión anterior.

Ese día, los contratos de petróleo WTI con más próximo vencimiento cerraron a un precio récord de 94,53 dólares por barril después de encarecerse más de cuatro dólares, y era la cuarta sesión de cinco en que se alcanzaban máximos históricos al cierre.

Las reservas de petróleo bajaron en 3,9 millones de barriles la pasada semana en Estados Unidos y el total quedó un 7,5 por ciento por debajo del volumen del pasado año en la misma época.

Las existencias de gasolina y de productos destilados, que incluyen al gasóleo de calefacción y al diesel, aumentaron la pasada semana, pero el volumen total en ambos casos es inferior a lo almacenado el pasado año en la misma época.

La tendencia bajista que ayer mostró el precio del crudo fue en paralelo a la fuerte caída que registraba la bolsa de Nueva York y a una recuperación del dólar en sus cambios con el euro y otras divisas, después de los descensos de la jornada anterior.

El debilitamiento del dólar es uno de los asuntos a que los expertos aluden con frecuencia para explicar la fuerte tendencia alcista en los precios del crudo y en otras materias primas como el oro.

Entre tanto, el petróleo Brent, que es de referencia en Europa, alcanzó ayer su máximo histórico al pagarse a 91,71 dólares el barril, cerró a la baja en el mercado de futuros de Londres, donde el barril para entrega en diciembre acabó en 89,7 dólares, 0,93 centavos menos que al cierre de la jornada anterior.

Según el economista jefe de la Agencia Internacional de Energía (AIE), Fatih Biro, la creciente demanda de petróleo en China y la India amenaza con mantener los precios del crudo a altos niveles en el futuro previsible, con el consiguiente riesgo de una ralentización de la economía global.