•  |
  •  |

El bloqueo a los camiones repartidores de pollo que mantuvieron comerciantes de los mercados Oriental y de Masaya, concluyó este fin de semana, luego que la industria negociara y acordara establecer una normativa nacional que defina las características con las que se debe ofrecer este tipo de carne, declaró ayer el presidente de Cargill, Alfredo Vélez.

Al ser entrevistado por una televisora local, Vélez invitó a la industria a revisar de cerca el proceso de las empresas productoras, y también a estar presentes al momento en que se les entregue la carne a los comerciantes.

Agregó que las pruebas que se han realizado desde noviembre, pone en “boca de jarro” la aprobación de la normativa, misma que esperan esté lista a finales de esta semana.

“Las pruebas en las empresas productoras ya se iniciaron desde el sábado, y en los próximos días ya se estaría terminando en las otras tres empresas que faltan, para determinar la cantidad de líquido de escarcha que nunca se ha cobrado”, expresó Vélez.

Según el acuerdo al que se llegó con los comerciantes, mientras se crea la normativa a la que tendrán que regirse las productoras, los compradores mayoristas deben sacar la carne de los sacos y pesar únicamente el producto neto para evitar incluir en el peso la escarcha “que nunca se ha cobrado”, insistió el empresario.

Se elaborará plan indicativo para abastecimiento

En el establecimiento de la norma participarán los comerciantes y productores, y ambas partes deben darle seguimiento a su cumplimiento, dijo el titular del Ministerio de Industria y Comercio, Mific, Orlando Solórzano.

Agregó que tanto empresas como gobierno elaboran un plan indicativo que brinde mayor confianza en cuanto al abastecimiento de la industria avícola.

De no cumplirse la normativa puede haber sanciones, multas, incluso el cierre del negocio, como indica la ley de consumo, sustentó el ministro Solórzano.

El sector avícola ha reflejado un crecimiento del 6% en el último año. Según Vélez, mensualmente en los mercados de Managua se distribuyen cuatro millones de libras de pollo. “Para este año esperamos un crecimiento del 5% aproximadamente”, señaló.