•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Economista de profesión, con conocimientos financieros adquiridos durante más de diez años de estar en el mundo de las microfinanzas, ese es el nuevo Presidente de la Asociación Nicaragüense de Instituciones de Microfinanzas, Asomif, Fernando Guzmán Cuadra.

Guzmán asumió la presidencia de Asomif en mayo de este año, aunque desde hace diez años es miembro de dicha asociación, y desde hace seis pertenece a la Junta Directiva de la misma, donde se desempeñaba como secretario.

Entre sus expectativas está la de trabajar para recuperar la confianza de los acreedores internacionales, y enfrentar los cambios que traerá la Ley de Fomento y Regulación de Microfinanzas.

¿Cuáles son sus prioridades como nuevo Presidente de Asomif?

Mis prioridades son las prioridades del sector, como ya todos sabemos el sector ha pasado por una etapa bien difícil en estos últimos años, y desde el año pasado hemos empezado a estabilizarnos; entonces, tenemos como prioridad la regulación de las microfinancieras. La Ley de Fomento y Regulación se aprobó el año pasado, lo que da un buen mensaje a los proveedores, y es importante para mantener recursos.

¿Qué efectos podría tener esta ley?

No ha habido mayor cosa, apenas hemos tenido la primera reunión con la directiva del Consejo Directivo de la Comisión Nacional de Microfinanzas, Conami. Hemos conversado con consultores que ellos han traído para iniciar el proceso de regulación y normativa, pero como ley no ha habido efecto inmediato, pero sí nos hemos estado preparando mediante procesos intensivos de adecuación interna.

Asomif ha estado apoyando a las microfinancieras a montar su Comité de Riesgo, que es una de las cosas más importante que trae la ley… Esto implica preparación, documentos, manuales, educación y práctica. Esto ya lo hemos estado haciendo en el primer semestre, ahora entraremos en el segundo semestre con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo, BID, y de Luxemburgo, a otras exigencias que tienen que ver con la gobernabilidad de las instituciones.

Muchos de nuestros asociados durante la crisis desaparecieron por esa causa… Por eso nuestra prioridad es la recuperación de la confianza, y retorno de los US$100,000 de créditos que se perdieron por el Movimiento de los No Pagos y la crisis.

¿Ese crédito ya se ha recuperado, qué resultados ha habido?

La totalidad no, una de las prioridades es recuperar esa confianza y los desembolsos de los acreedores internacionales. Eso se ha estado mejorando y hemos presentado los indicadores de las instituciones para que vean que ya estamos pasando lo más duro. También hemos mejorado el sistema de consultas para evitar el sobreendeudamiento de nuestros clientes.

A inicios de año se decía que los acreedores internacionales iban a otorgar más recursos ¿Qué ha pasado?

Esas eran nuestras expectativas. Hemos estado haciendo negociaciones con algunos de ellos… Pero vamos a recuperar los US$100,000 que perdimos de un golpe.

¿En este primer semestre de cuánto ha sido el desembolso de los fondeadores?

Hay datos, pero no tengo información para poder darla con seguridad y certeza.

¿En 2012 Asomif cuánto ha destinado al sector rural y al urbano?

No tenemos esa información porque no somos como los bancos que tienen que presentarla estrictamente a la Superintendencia de Bancos, tal vez con la Conami ahora lo hagamos… Tenemos proyectado desembolsar en 2012 alrededor de 62 millones de dólares para la agricultura y la ganadería,principalmente.

¿De cuánto es el promedio de la tasa de interés?

Los préstamos que nosotros recibimos andan en el orden de 10, 11%, y el costo de operaciones de nuestras instituciones es muy alto… Pero por la competencia del mercado, la demanda, la tasa efectiva se ha venido bajando de un 60% hasta un 30, 35% en la actualidad.

¿En estos momentos cuál es el porcentaje de mora?

La mora ha venido mejorando mucho. El año pasado cerró en 11% y este año va para abajo. Tenemos que volver al 5% como máximo que se manejaba tradicionalmente.

En 2011 Asomif cerró con US$163 millones en cartera ¿De cuánto es el monto actual?

Esperamos un crecimiento del 7 al 9%. Es decir, que en lugar de US$163 millones, tendríamos US$175 millones para finales de año.

¿Qué opina de la Ley de Análisis Financiero, UAF?

Desde Asomif vemos que es una necesidad para el país, para evitar en la medida de lo posible todo lo que tenga que ver con el lavado de dinero. Aunque coincidimos con el Consejo Superior de la Empresa Privada, Cosep, que no quedan muy claramente definidas las funciones de la UAF, el límite de su funcionar y limitaciones de las personas a las que puede estar chequeando. Nosotros consideramos que es una pena que no se haya podido consensuar.

El aporte

250 mil clientes tenía Asomif al cerrar el 2011.

20 mil nuevos clientes esperan captar este año.