•  |
  •  |
  • END

NUEVA YORK / AFP
Los precios del petróleo se hundieron el martes por debajo de los 105 dólares el barril por primera vez desde abril, debido al fortalecimiento del dólar, la caída de la demanda y el pasaje menos destructivo de lo previsto del huracán Gustav por el Golfo de México.

En el New York Mercantile Exchange (Nymex), el barril de West Texas Intermediate (designación del “light sweet crude” negociado en EU) para entrega en octubre cerró en 109.71 dólares, en baja de 5.75 dólares en relación al cierre del viernes, luego de caer a 105.46 dólares durante la sesión. Los mercados estadounidenses permanecieron cerrados el lunes por el feriado de Labor Day.

En el Intercontinental Exchange (ICE) de Londres, que operó el lunes, el barril de Brent para la misma entrega perdió 1.07 dólar, terminando en 108.34 dólares, después de descender a 104.14 dólares en sesión, pasando bajo los 105 dólares por primera vez desde abril.

El nivel récord de 147.50 dólares alcanzado el 11 de julio parece haber actuado como un umbral psicológico en los consumidores, y golpeó duramente la demanda. A partir de esta fecha, se multiplicaron las señales de una caída del consumo, sobre todo en Estados Unidos y Europa, y los precios del crudo cayeron más de 40 dólares en siete semanas.

El movimiento se aceleró brutalmente el lunes, cuando los mercados se enteraron del debilitamiento del huracán Gustav, que sostenía las cotizaciones desde hace una semana y al parecer no afectó las instalaciones petroleras del Golfo de México.

Los operadores comenzaron entonces a vender crudo masivamente, y el precio del barril de crudo se hundió por debajo de los 110 dólares en Londres, por primera vez desde fines de abril.


Presión al mercado
El presidente estadounidense, George W. Bush, declaró el martes que “aún es algo pronto” para estimar el impacto del huracán Gustav en las infraestructuras petroleras estadounidenses, pero dijo que éstas no parecen haber sido dañadas.

La aproximación del huracán Gustav al Golfo implicó el cierre por precaución de la totalidad de la producción petrolera en el área: 1.3 millones de barriles por día, o sea, un cuarto de la producción estadounidense.

“El huracán se debilitó tras haber alcanzado la costa estadounidense del Golfo de México, colocando bajo presión al mercado de energía”, indicó Andrey Kryuchenkov, analista de la casa de corretaje Sucden.

El martes, el petróleo prosiguió su declive y cayó por debajo de los 105 dólares en Londres por primera vez desde abril, tras los pasos de una vigorosa subida del dólar frente al euro, que se hundió por debajo de los 1.45 dólares por primera vez en seis meses.