•   Frankfurt, Alemania  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Los bancos de la zona del euro prevén endurecer en el tercer trimestre del año sus condiciones para conceder créditos a las empresas, así como para los préstamos hipotecarios y de consumo.

Así se desprende de una encuesta que el Banco Central Europeo (BCE) realizó entre el 21 de junio y el 5 de julio a 130 bancos de la zona del euro, sondeo que la autoridad monetaria lleva a cabo cada tres meses para tomar el pulso al mercado crediticio.

En la encuesta, el BCE añadió esta vez tres preguntas: una sobre el impacto de las turbulencias financieras en el acceso a la financiación mayorista y minorista, otra sobre el impacto de la crisis de endeudamiento soberano, y otra sobre el posible impacto de los cambios legales en los estándares de crédito.

Crédito se mantiene estable

Pese a la intensificación de la crisis de endeudamiento soberano en el segundo trimestre de 2012, la encuesta muestra que los estándares de crédito de los bancos se mantuvieron estables en la zona del euro, en comparación con el primer trimestre, según el BCE.

Un 10% de los bancos consultados dijo haber endurecido sus condiciones para dar créditos a las empresas (9% en el primer trimestre). Además, un 13% de los bancos aseguró haber endurecido los estándares de créditos hipotecarios (17% en el primer trimestre), mientras un 7% lo hizo para los créditos de consumo (5% en el primer trimestre).

El endurecimiento neto de las condiciones para conceder créditos fue en el segundo trimestre más bajo que en el cuarto trimestre de 2011.

Un 10% de los bancos consultados prevé endurecer las condiciones para dar créditos a las empresas en el tercer trimestre, un 5% para los préstamos hipotecarios y un 2% para los créditos de consumo.