• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Nicaragua debe negociar en octubre próximo un nuevo acuerdo financiero con el Fondo Monetario Internacional, FMI, para acceder a recursos frescos provenientes del Banco Mundial BM, y el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, de lo contrario se correría el riesgo de que el país pierda la estabilidad macroeconómica lograda hasta el momento coinciden expertos en el tema.

Para el expresidente del Banco Central de Nicaragua, BCN, Mario Alonso “es importantísimo negociar un nuevo acuerdo con el FMI en octubre próximo” para que Nicaragua mantenga la estabilidad macroeconómica que refleja hasta hoy con unas Reservas Internacionales Brutas, RIB, que alcanzan los 1,835.1 millones de dólares al 28 de agosto del presente año, según datos del Banco Central de Nicaragua.

“Eso da la pauta para que con el acuerdo del FMI, los préstamos que se tienen con los organismos internacionales puedan entrar en la balanza de pagos y apoyo presupuestario, por otro lado, este acuerdo es importante, además, para que puedan entrar las donaciones externas”, comentó Alonso.

Sin embargo, para el economista René Vallecillo, lo “peligroso” de no negociarlo y tenerlo en este año es que el país pierda reservas tal como ha venido ocurriendo a lo largo de 2012.

“Se tienen reservas pero se han ido perdiendo, tenemos menos 50 millones (de dólares) en relación al año pasado, producto de que no hay desembolsos de los organismos internacionales, lo peligroso de que no se llegue a un acuerdo (en tiempo y forma) es que se pierdan más reservas y lleguemos a una posición precaria y no tengamos estabilidad económica”, insistió.

De acuerdo con Vallecillo, el Gobierno se está tomando su tiempo para llegar preparado a estas negociaciones que tendrían que arrancar a más tardar en octubre.

El experto precisó al respecto que hay dos elementos fundamentales en esa etapa: tener listo el proyecto del Presupuesto General de la República y la Reforma Tributaria para el año 2013.

La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social, Funides, también es del criterio de que el Gobierno debe también concentrarse de cara a una pronta negociación con el organismo.

Por su parte, el presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada, Cosep, José Adán Aguerri, planteó que el acuerdo con el Fondo debe estar listo a inicios del próximo año.

“En ese sentido, no veo ninguna señal diferente de parte del gobierno en cuanto a establecer ese inicio del programa con el Fondo. Yo por lo menos tenía en el radar que efectivamente estas pláticas van a comenzar antes de 2013”, aseguró.

El Nuevo Diario intentó profundizar sobre el tema con funcionarios del Banco Central de Nicaragua, BCN, y con el presidente de la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto del Parlamento, Wálmaro Gutiérrez, pero no fue posible localizarlos.

Córdoba estable

El director ejecutivo de la Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social, Funides, Carlos Muñiz, apuntó que a criterio de la entidad “las reservas internacionales” aún continúan siendo sólidas porque superan el 50% de los depósitos bancarios del sector privado.

“Esto significa que el Banco Central tiene la capacidad de responder a retiros de depósitos de los bancos o del público, así como a choques externos de carácter temporal, sin afectar la estabilidad del córdoba. La solidez de las reservas refleja la buena conducción macroeconómica del país apoyada por el aumento de exportaciones, la ayuda externa, y, este año, estabilidad en los precios del petróleo en relación al promedio de 2011”, explicó Muñiz.

Agregó que lo anterior también ha permitido “estabilidad del córdoba, y por ende, mejor control de la inflación lo que beneficia particularmente a los pobres, entre otras cosas.

45 millones de dólares destinados a proyectos sociales están congelados por falta de un acuerdo de país con el Fondo Monetario Internacional, FMI.

“El acuerdo con el FMI es importante para que Nicaragua mantenga la estabilidad macroeconómica… además, para que puedan entrar las donaciones externas”