•  |
  •  |
  • END

El Ministerio de Fomento, Industria y Comercio, Mific, amplió la lista de productos a los que se les eliminó o redujo los aranceles a la importación, con el objetivo de evitar que los alimentos sigan subiendo de precio de manera acelerada.

El nuevo acuerdo ministerial incluye las sardinas, cera vegetal (de palma), sopas o caldos preparados o deshidratados. También se incluyeron los cepillos de dientes, desodorantes corporales y antitranspirantes, así como las lámparas de mano.

Orlando Solórzano, titular del Mific, dijo que el nuevo acuerdo ministerial, que se publicó esta semana, es parte de la estrategia de la institución para evitar un mayor impacto en el bolsillo de la población, ante los altos precios de los productos alimenticios en el mercado internacional.

El anuncio lo hizo el funcionario durante su participación en un seminario sobre competencia, donde se hizo énfasis en la importancia de la aplicación de la nueva ley que regula la materia, que permitirá una mayor transparencia del mercado nacional.

El ministro dijo que los productos incluidos en la nueva lista no se elaboran en el país, por lo cual, no afectará la producción nacional.

Jesús Bermúdez, Director de Aplicación de Tratados del Mific, dijo que en el nuevo acuerdo ministerial se incluyeron los cepillos de dientes, lámparas de mano y desodorantes, porque se trata de productos básicos que la población utiliza, y por medio de los cuales se pretende liberar recursos para que la gente invierta más en la compra de alimentos.

Añadió que los aranceles a la importación de esta nueva lista de productos oscila entre el 15 y el 5 por ciento.

La nueva lista de productos se suma a otra anterior que incluye la avena, cebada, harina de trigo, aceite y pastas alimenticias, a los que también se les eliminó el arancel para incidir en una baja del precio o evitar que suban más.

Recientemente el Mific también adjudicó un contingente de importación de un mil toneladas de piernas y muslos de pollo con cero arancel, para tratar de provocar una disminución del precio de este producto.

Solórzano dijo que están estudiando la posibilidad de eliminar los aranceles a la importación de más productos, para seguir beneficiando a la población con precios más accesibles.

El ministro dijo que gracias a este tipo de medidas, mantienen los productos alimenticios más baratos que en el resto de Centroamérica, lo que también significa un riesgo, porque compradores de países vecinos vienen a llevarse algunos alimentos.

Sensibilizar sobre competencia
En el tema de la competencia, el funcionario aseguró que se tiene que sensibilizar a todos los sectores sobre el tema, y aunque ya está aprobada una ley de este tipo, no se puede dejar sola, sino que se deben aprobar una serie de políticas que la refuercen.

Dijo que esto tiene que ver con pesas y medidas, precios y otros aspectos de lo que está encargada la Dirección de Comercio Interior del Mific.

Agregó que la población ha estado reclamando mejorar la regulación de las pesas y medidas a nivel nacional y continuar la batalla contra los precios altos, como parte de las acciones a favor de lograr una mejor competencia.

Sin embargo, el Instituto Pro Competencia, que será el encargado de la aplicación de la Ley, tiene más de un año de estar retrasado en su operación, porque no se ha nombrado a sus directivos y ni siquiera tiene presupuesto asignado.

Solórzano dijo que el presidente Daniel Ortega ya envió la propuesta de los miembros del Consejo Directivo del Instituto, pero que deberán complementar la Ley con políticas para organizar el mercado.

Gonzalo Salgado, Coordinador de la Red de Defensa de los Consumidores, dijo que por asuntos administrativos y técnicos todavía no está funcionando la instancia de la competencia, que debe poner freno a los abusos que se presentan en el mercado, con precios artificialmente elevados que afectan a los consumidores.