•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • ACAN EFE

El Gobierno de Nicaragua y el grupo hotelero español Barceló firmaron un acuerdo para construir un aeropuerto internacional en el balneario Montelimar, en el Pacífico, informaron ayer fuentes oficiales.

El acuerdo, que crea una sociedad conjunta entre ambas partes, fue suscrito el miércoles en un acto privado en Managua por el Procurador General de Nicaragua, Hernán Estrada, y el director del grupo Barceló para Centro y Sudamérica, Juan José Ribas, dijo a Acan-Efe una portavoz oficial.

El aeropuerto turístico internacional estará situado en la pista del balneario Montelimar, municipio de San Rafael del Sur, según el acuerdo.

La cadena hotelera española Barceló posee dos establecimientos en Nicaragua, uno de lujo situado en la zona sur de la capital, y el otro, el Barceló Playa Montelimar Resort & Casino, un centro turístico ubicado en la costa del Pacífico de Nicaragua, 65 kilómetros al sur de Managua.

En declaraciones a medios oficiales, el procurador nicaragüense dijo que la construcción de una nueva pista impulsará la inversión, el turismo y la infraestructura costera del Pacífico, y permitirá incrementar la llegada de turistas a ese lugar ante la posibilidad de recibir vuelos directos.

Explicó, además, que el convenio establece que el Estado de Nicaragua tendrá un 75% de las acciones y el Grupo Barceló el otro 25%.

Juan José Ribas, representante del Grupo Barceló, dijo, por su parte, que la construcción de una nueva pista permitirá desarrollar y modernizar los servicios que ofrecen en el hotel Barceló Playa Montelimar.

Las partes no dieron a conocer el monto a invertir en la construcción de la pista.

Nicaragua retiró una demanda contra ese grupo hotelero español por supuesto incumplimiento de contrato por US$30 millones, que interpuso ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI), con sede en Washington, después de que ambas partes llegara a un acuerdo.

En este país centroamericano operan 36 empresas españolas en distintos sectores, que abarcan las telecomunicaciones, la energía, el turismo, la construcción, la agroindustria y los seguros, según la Cámara Oficial Española de Comercio de Nicaragua.

La inversión acumulada de estas empresas a lo largo de los últimos 10 años supera los US$700 millones, según cifras de la embajada española en Managua.