•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La  camaronicultura es el cultivo de camarones, una actividad de mucha importancia económica para los países, principalmente los de extrema pobreza, es un empuje para el desarrollo.

Nicaragua,volvió los ojos a occidente, ahí la labor con estos crustáceos se desarrolla en la zona noroeste, y cada vez, surgen más microempresas y empresas que se dedican a esto.

Según un informe del Banco Central de Nicaragua, la camaronicultura, en conjunto con la ganadería, la agricultura y la pesca, genera 16 por ciento del Producto Interno Bruto.

España es una de las patrias que más compra el camarón cultivado en Nicaragua. En el 2007 obtuvo 11 millones de libras, que representa unos 20 millones de dólares. Le sigue Estados Unidos con un aproximado de 2 millones de kilos, y 11 millones de dólares. Del mismo modo, Francia con unos 480 mil kilos, que significa 2 millones de billetes verdes. Los totales ascienden a 9 millones de kilos y 36 millones de dólares. 

La producción mundial de langostinos a través de la pesca se ha estabilizado en unos 1.5 millones de toneladas anuales;  los principales  países que ejercen esta actividad son la India, China continental, Estados Unidos, Tailandia, Indonesia, México y  Brasil, entre otros. Sin embargo, el consumo de éstos experimenta cada año un aumento moderado, por lo que se presenta un déficit que sólo puede solucionarse a través de su cultivo.

Por otro lado, el Centro de Exportaciones e Inversiones, CEI, reporta que el crustáceo marino, tiene su historial en primer lugar a Estados Unidos con más de 1 millón de kilos, que resulta en 7 millones de dólares, a continuación España, que importa desde Nicaragua 66 mil kilos, generando  417 mil dólares, por último El Salvador, que compra 18 mil kilos.

Esta actividad, incrementa cada año sus niveles de exportación, en Nicaragua, incluso superando a rubros tradicionales como el tabaco, el banano, ajonjolí y plata, lo que ilustra la importancia económica de este sector para el país.