• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

El sector construcción cerrará este año con un crecimiento del 12%, por debajo del 15% proyectado inicialmente, mientras que el subsector de la ferretería experimentará un aumento del 20%, explicaron ayer fuentes especializadas.

El presidente de la Cámara Nicaragüense de la Construcción, Benjamín Lanzas, declaró a El Nuevo Diario que ese sector no creció más en parte debido al atraso en algunas obras de gran envergadura, como el proyecto energético de la represa Tumarín, valorado en US$1,100 millones.

Construcción crece a menor ritmo

Este año, dijo Lanzas, se proyectaba un crecimiento mayor al 15%, pero finalmente se ha calculado en 12%.

El sector construcción emplea formalmente a 17,000 personas que cotizan en el Instituto Nicaragüense del Seguro Social, Inss.

“Queríamos crecer como el año pasado, que crecimos casi un 18%, pero no se pudo alcanzar esa cifra”, dijo.

En espera Tumarín y hoteles

Agregó que el atraso en la obra del proyecto Tumarín, que debió iniciar en noviembre, provocó un crecimiento menor al esperado. Se espera que la obra comience a ejecutarse en enero próximo.

“Esperábamos que (en 2012) comenzara el proyecto Tumarín y también había proyectos de hoteles que se atrasaron por diferentes permisos y van a comenzar en enero; sí teníamos una expectativa más alta, desafortunadamente no se dieron varios de los proyectos que se van a dar (ejecutar) el próximo año”, detalló.

Añadió que cuando comiencen las obras de construcción del proyecto hidroeléctrico Tumarín, “todos los números van a variar aquí en Nicaragua”.

Licitaciones retrasadas

Lanzas reconoció que la inversión privada ha presentado un buen ritmo este año, lo que ha dado “un respiro” al sector construcción.

Afirmó que al cierre de este año los proyectos privados podrían alcanzar cifras por el orden de los US$1,000 millones en licitaciones.

Pese a eso, también se han presentado atrasos en los procesos de licitación de proyectos en que participan la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados, Enacal; Ministerio de Infraestructura, MTI; Ministerio de Salud, Minsa, y otras instituciones públicas.

“Se han atrasado por diferentes razones (…) Están atrasados un poquito (los proyectos) entonces ese crecimiento (en el sector) está siendo perjudicado por el atraso en el cumplimiento de presupuesto, pero se van a dar eventualmente”, explicó Lanzas.

La construcción privada

La situación de la construcción privada, de acuerdo con el más reciente informe del Banco Central de Nicaragua, correspondiente al segundo trimestre de este año, reporta un crecimiento promedio anual del 48.8%.

De acuerdo con el informe, Nicaragua goza de un auge en las obras residenciales que se desarrollan a mayor escala y, en menor medida, por las obras de servicios, comercio e industria.

“Hay inversión en turismo, en infraestructura de hoteles, comercio y el mercado de la vivienda que está bien pujante”, dijo Lanzas.

Ferreterías en terreno positivo

Por su parte el sector ferretero, relacionado directamente con el de la construcción, mantiene las expectativas de cerrar 2012 con un crecimiento del 20% en sus ventas, manifestó el presidente de la Asociación de Ferreteros de Nicaragua, Afenic, Edgard Lugo Solís.

Afenic agrupa a 50 socios de las ferreterías más grandes que existen en el país y, según su presidente, en este mes las ventas tienen un aumento del 30% a causa del aguinaldo, que para este año se estima en C$10,000 millones.

“Este año el sector se ha comportado bien y, a como va, se ve que vamos con la misma tónica. El aumento en las ventas ferreteras es saludable; noviembre nos fue bien y diciembre esperamos no sea la excepción”, detalló Lugo Solís.

Para 2013, agregó, el sector ferretero espera que el de la construcción se mantenga en terreno positivo.

“Nosotros mantenemos las expectativas y se espera que la construcción mantenga el mismo ritmo. Creemos que si sigue con ese ritmo que va hasta ahora, será bueno el año que viene y habrá un incremento en nuestras ventas”, sostuvo.