•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Este año los productores nicaragüenses de frijoles no han logrado exportar unos 700,000 quintales del grano, por la falta de mercados, mientras que a lo interno las ganancias han disminuido, informaron ayer varias fuentes.

En promedio, en Nicaragua se producen hasta 5 millones de quintales del grano en los tres períodos de siembra (primera, postrera y apante), de los que 2.5 millones de quintales son para consumo interno, y la otra parte para venderlo en el exterior.

Ver Infografía

En 2012, sin embargo, no se han logrado exportar unos 700,000 quintales del grano, advirtió ayer el vicepresidente de la Comisión de Frijoles de la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua, Apen, Melvin Somarriba.

Declaró que Centroamérica ya no es un mercado seguro para vender el grano, y añadió que este país debe enfocarse en colocar los frijoles en “México, Venezuela (y) Estados Unidos, donde posiblemente la sequía encarezca el producto”.

La producción de frijoles que no se ha logrado colocar en el exterior, explicó, se debe a que Costa Rica, El Salvador y Honduras “tienen una buena racha”.

“Ahora Nicaragua está compitiendo con los mismos países como Honduras, por ejemplo, que anteriormente no era exportador, el mismo Costa Rica ha sustituido el frijol rojo nuestro por frijol chino, y El Salvador, ante la inconsistencia de que se cerraban las fronteras, decidió aumentar sus áreas de producción”, agregó Somarriba.

La falta de mercados externos, detalló, ha obligado a los productores a vender a un menor precio el grano. En el mercado local, dijo, el quintal de frijoles se cotiza entre C$500 y C$800, a pesar de que en años anteriores tuvo un valor de hasta C$1,200.

Producción de frijoles se acumula

Por su parte, Francisco Vargas, Director Ejecutivo de la Asociación de Productores de Sorgo, y relacionado con el análisis de la situación de los granos básicos en general, indicó que “hay todavía frijol de primera, está saliendo la (cosecha) de postrera y vamos rumbo a un apante que también promete ser bueno”, por lo que hay granos almacenados.

Vargas señaló que la siembra de primera (entre agosto y septiembre) produjo un millón de quintales de frijoles, la de postrera dejará 1.5 millones de quintales, y se proyecta que la de apante podría rendir 1.5 millones de quintales más.

En términos generales, el titular del Ministerio Agropecuario y Forestal, Magfor, Ariel Bucardo, dijo ayer que Nicaragua ha tenido una “buena producción” de frijoles.

“En apante esperamos una de las mejores siembras de frijoles, un poco más de 130,000 manzanas (y) unas 100,000 manzanas sembradas de maíz”, manifestó.

Buscar solución

Melvin Somarriba, de APEN, manifestó que gestionaron una reunión con el Gobierno para buscar una solución entre los sectores público y privado por el bajo nivel de las exportaciones. Para ello, precisó, es necesario explorar nuevos mercados.

“Gran inventario”

El gerente del Centro Agroindustrial de Frijol del Norte, Félix Miranda, dijo que en esa cooperativa, ubicada en Sébaco, también ha tenido dificultades para exportar su producción de granos.

Explicó que uno de los temores es que se juntará la producción de los períodos de postrera y apante, y los miembros de esa cooperativa cosecharán entre 12,000 y 16,000 quintales del grano en cada una.

“Nos preocupa porque hay una muy buena producción y hay un gran inventario, y ya se nos juntaron esas dos situaciones, el inventario de frijol que está atrasado porque no pudo comercializarse y el de la cosecha de ahorita. Se nos va a bajar el precio”, añadió Miranda.

En este período, agregó, los productores de esa cooperativa venden cada quintal de frijoles entre C$500 y C$560, “y eso no es rentable”, porque cultivar cada manzana tiene un costo de US$300.