•   Granada, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El presidente de la Cámara Nacional de Cuero, Calzado y Afines, Cancunic, Alejandro Delgado, manifestó que la restricción que el Gobierno aplicó a la exportación de cuero salado ha beneficiado al sector, debido a que las zapaterías de todo el país ya no sufren por la escasez de materia prima.

Según Delgado, antes de que la disposición entrara en vigencia, en octubre de 2012, las pequeñas y medianas fábricas de zapatos estaban paralizadas porque el cuero que debía quedarse en el mercado nacional salía al extranjero.

Explicó que el Gobierno escuchó la petición de los empresarios de acatar la Ley para el Fomento de la Industria del Cuero, Calzado y Similares (Ley 223), que protege a unos 1,100 agremiados en todo el territorio nacional, de los cuales el 75% está concentrado en los departamentos de Masaya y Granada.

 

¿Cuál era la situación real de las zapaterías?

Con la salida del cuero, las tenerías no tenían nada para vendernos, y como consecuencia nosotros no teníamos materia prima para trabajar, estábamos vacíos.

En el país solamente se quedaba entre un 10% y un 15% de cuero fresco, una cantidad insuficiente para abastecer a todos los talleres.

Fue entonces cuando le pedimos al Gobierno que pusiera una restricción a esas exportaciones, de acuerdo a la Ley 223.

 

¿En qué consiste esa restricción?

En que Nicaragua solamente puede exportar el 10% del cuero salado, el resto debe quedarse para suplir las necesidades nuestras.

Antes, por ejemplo, cuando en México había problemas de abastecimiento, venían los mexicanos y se llevaban todo lo que querían, luego nosotros nos quedábamos con poco cuero y comprándolo carísimo. Algo ilógico.

Hay que destacar que ese 10% es solo para pieles saladas, las demás pueden salir con su debido proceso.

 

¿Y de qué manera han visto ustedes el beneficio?

Bueno, hemos notado tres beneficios. El suministro de materia prima, la buena calidad de los productos y el bajo precio con que llega al consumidor final. Esto último es una de las cosas que más interesa a los compradores, porque ellos buscan precios accesibles.

Anteriormente el precio de un par de zapato era inestable y fácilmente podía incrementarse con la escasez, pero ahora eso no sucederá.

 

¿Hay algún plazo para esa restricción o es indefinida?

Precisamente hace pocos días escuché a unas personas diciendo que este año se acaba la restricción gubernamental, no sé si sea cierto, pero si eso ocurre los problemas van a regresar… Le pedimos al Gobierno que mantenga su decisión de continuar apoyándonos, y espero que así sea, porque también tengo entendido que las autoridades del Gobierno están queriendo saber sobre los resultados de la restricción. Nosotros les decimos que los resultados han sido positivos.

 

¿Cuáles son los principales mercados del zapato nicaragüense?

Costa Rica, Panamá, Honduras, Guatemala y Estados Unidos. Esperamos que pronto México, en vez de llevarse el cuero fresco nos compre el producto acabado.

Estamos muy contentos porque, según el Centro de Trámites de Exportaciones e Inversiones, el sector de cuero y calzado fue el único que el año pasado duplicó sus exportaciones al mercado panameño, en lo que son botas para trabajar.

 

¿Y las exportaciones en general, cómo estuvieron en 2012?

Exportamos US$2 millones, principalmente a Costa Rica. Para este año esperamos que la cifra suba a US$2,5 millones.

 

¿Tienen alguna otra petición para el Gobierno Central?

Tenemos conocimiento de que el Gobierno regaló a inicios de este año unos 300,000 pares de zapatos a estudiantes de todo el país, y que al finalizar el año escolar piensa regalar otros 150,000 pares, ya tiene varios años de hacer eso y nosotros hemos enviado propuestas ofreciéndoles nuestros productos como Pyme, pero no hemos obtenido respuesta.

Hemos enviado innumerables solicitudes y cartas al Ministerio de Educación, pero ha sido inútil, lo que queremos es que nos compren esos zapatos a nosotros.

Estamos bien capacitados para elaborar un producto de calidad que puede durar mucho más de lo que duran esos zapatos. Me han dicho que duran un mes, nosotros les garantizamos más de seis meses.

 

¿Quién es?

Alejandro Delgado Márquez reside en Granada, donde fue presidente de la cooperativa de zapateros Los granadinos.

Es propietario de una de las fábricas más grandes del departamento, que a diario produce entre 400 y 500 pares de zapatos de las marcas Alex y Tauro.

En 2011 resultó electo diputado suplente en la Asamblea Nacional en el departamento de Granada, por el Frente Sandinista de Liberación Nacional, pero tras la elección de la diputada propietaria, Julia Mena Rivera como alcaldesa de la ciudad, Delgado se convirtió en legislador propietario.