•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

“Plasencia Reserva Orgánica Cigars” es la marca con la que la compañía Plasencia Cigars, S.A quiere ganarse el selecto mercado de consumidores de tabaco orgánico.

La misión va por buen camino, ya que al año se exportaron 200,000 unidades de esos puros, dijo Néstor Andrés Plasencia, gerente general de Plasencia Cigars, S.A.

“Somos la única empresa en el mundo que produce tabaco orgánico certificado, tenemos una finca en Jalapa (en Nueva Segovia, Norte de Nicaragua) y tenemos otra finca en Estelí, certificada con tabaco orgánico. Con ambos hacemos la liga y salimos al público”, añadió Plasencia.

Este tabaco orgánico fue puesto en el mercado desde el 2002 y se exporta en la actualidad a Suiza, Alemania, Francia, Estados Unidos, Canadá, Grecia, Japón, Austria, Israel y Portugal.

La producción de tabaco orgánico tiene menores rendimientos que la producción tradicional, según Plasencia, quien no dio mayores detalles al respecto.

“Plasencia Reserva Orgánica Cigars” es un puro avalado y certificado por OCIA Internacional, una de las más antiguas, grandes y experimentadas empresas certificadoras en ese ramo.

El proceso

El tabaco orgánico en Nicaragua es sembrado en tierras vírgenes que nunca han sido expuestas a ningún fertilizante químico. O bien, es tabaco que se siembra en tierras que durante tres años no han recibido ninguna aplicación de fertilizante.

En 2012 Plasencia Cigars, S.A. exportó 10 millones de puros y prevé exportar para el 2013 unos 13 millones de puros.

Esta empresa tiene fábricas en Nicaragua y Honduras que desde hace muchos años se dedican a la cosecha agrícola del tabaco, a la preindustria (añejamiento y selección de hojas) y a la industria (elaboración de puros).

 

Fertilización orgánica

El tabaco orgánico que siembran en Plasencia Cigars, S.A. es fertilizado con humus de lombrices, que brinda beneficios a los suelos y plantas.

El humus de lombrices proviene de las mismas fincas donde se produce el tabaco.

También, como parte del proceso de fertilización, se aplican extractos de ajos para repeler las plagas del cultivo.

Además, se utilizan tricodermas, un hongo fitopatógeno que cubre las raíces evitando que otros hongos penetren las plantas del tabaco.