•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

En julio solo 800 trabajadores se incorporaron al empleo formal, la cifra más baja para un mes este año, según cifras del Banco Central de Nicaragua, BCN.

La institución indicó en un informe que en junio existían 675,400 trabajadores cotizantes al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS, y en julio la cifra subió a 676,200.

Para el economista Sergio Santamaría, el bajo número de afiliados al INSS que se registró en julio es una señal de que estamos en “un proceso de desaceleración económica”.

Anualmente —según los datos del Seguro Social— se incorporan unos 20,000 cotizantes, aunque la población en edad de trabajar aumenta en 100,000 por año.

En enero de este año las estadísticas del BCN, indicaban que existían 651,100 empleados cotizantes al Instituto de Seguridad Social, INSS, mientras que al siguiente mes ya se contabilizaban 661,600. Solo en ese mes se unieron al trabajo formal 10,500 obreros.

Luego, en el período de marzo a abril, el aumento fue de 5,500 trabajadores, hasta alcanzar los 669,600 empleados que gozaban de los beneficios de la seguridad social.

De mayo a junio los empleos formales aumentaron en 1,400 y en este último mes el número disminuyó a 800 nuevos cotizantes.

Crecimiento del 11.6%

En los últimos 20 años las cifras de trabajadores inscritos a la Seguridad Social han aumentado en 11.6% de promedio anual.

En julio de 1993 el número de asegurados activos era de 203,200, mientras que en la misma fecha de este año eran 676,200.

Algunos economistas consideran que pese al crecimiento sostenido que hay en el número de cotizantes, falta mucho por hacer.

“Lo ideal sería que cada año el INSS absorbiera a toda la Población Económicamente Activa que encuentre trabajo, pero eso está muy distante todavía”, indicó Santamaría, Director Ejecutivo del Centro de Investigación y Asesoría Socioeconómica, Cinase.