•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

En un afán por diversificarse y salir de forma gradual de los monocultivos, los productores estelianos han introducido en sus áreas de siembra el cultivo de la chía, que hasta ahora venden a comerciantes nacionales.

El ingeniero José Ángel Rugama Urrutia, delegado departamental del Ministerio Agropecuario y Forestal, Magfor, señaló que es un proyecto de experimentación y forma parte de las iniciativas de los productores en aras también de que si los granos básicos en determinada época no dan los resultados esperados, ya sea por sequía o excesiva lluvia, tienen una alternativa, porque el rubro de la chía es menos tedioso.

Señaló que este año los productores sembraron unas 520 manzanas de chía, un producto que es utilizado a nivel nacional para refrescos y un recurso digestivo de gran aceptación, pero en el futuro tienen previsto ofertarlo para la exportación.

En comparación con 2012, la cantidad sembrada se duplicó. Actualmente los productores todavía no sacan su cosecha, pero esperan que los rendimientos sean óptimos, acotó el funcionario. Esas áreas de terrenos en años anteriores estaban destinadas a otros cultivos que con el paso del tiempo, por fenómenos como el cambio climático, ya no les son rentables.

Linaza y manzanilla

De igual forma, para el 2014 esperan ampliar áreas en rubros como la linaza y la manzanilla, las cuales se ubican en zonas como Santa Cruz, en el municipio de Estelí; en San Nicolás y algunos lugares de Pueblo Nuevo.

En 2013, detalló Rugama, se reportan entre ambos rubros unas 350 manzanas de terrenos ya establecidos.

Según dijo, la diversificación de los cultivos es una iniciativa que ha venido a mejorar los ingresos y el nivel de vida de los pequeños productores del departamento de Estelí, y para ello existe un explícito apoyo de parte del Gobierno a través del Magfor y el Instituto Nicaragüense de Tecnología Agropecuaria, INTA.

Hasta ahora no sale la cosecha de chía, porque está en campo, aseguró; esta comienza a darse a partir de enero, en el caso de quienes realizaron de forma temprana la siembra.

Recalcó que, por las propiedades curativas de la chía, actualmente existe una demanda de compradores directos de Estados Unidos, Canadá y otras naciones. Algo importante, según dijo, es que la chía que se cultiva en Nicaragua ya ha sido comprobado que contiene altos niveles de Omega 3, que es uno de los parámetros de calidad que buscan los compradores de otros países.

Según detalló, retomando lo expresado por dirigentes de la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua, APEN, la chía tiene un buen mercado en el extranjero, y ratificó el auge que ha tenido en el norte del país.

Hasta ahora dijo que Nicaragua ha vendido un poco más de 44,000 libras a Estados Unidos, y que esa cantidad podría duplicarse con el grueso de la cosecha que salga en enero.

Recordó que este año se desarrolló en Nicaragua el primer foro de la chía, con representantes de compradores y productores de Estados Unidos y Centro y Sudamérica, donde se informó que en el país se cultivan actualmente unas mil hectáreas del rubro.

Recalcó que la chía tiene una serie de propiedades curativas y nutritivas. Puntualizó que la chía de primera calidad vende ya en mercados de Estados Unidos cerca de los 7,000 dólares, recalcando que el precio de ese grano va en aumento cada año.

Aunque evitó brindar cifras de la cosecha alcanzada en 2011 y el nivel de rendimiento por manzana, acotó que la chía podría convertirse en el futuro en un rubro con grandes alternativas para los productores estelianos.