Massiell Largaespada E.
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los resultados de las negociaciones que iniciaron la semana pasada entre el Gobierno, trabajadores y sector privado, para definir el incremento al Salario Mínimo que regirá este año en nueve áreas de la economía nacional, entre ellos el de la construcción, podrían causar una contracción en este sector.

Eso es lo que considera el presidente de la Cámara Nicaragüense de la Construcción, CNC, Benjamín Lanzas, quien señaló que aunque este sector haya alcanzado un repunte de aproximadamente 15% al cierre de 2013, temen que el próximo reajuste al Salario Mínimo detenga el ritmo de crecimiento.

“Esperamos que las negociaciones que se están dando ahorita con los sindicatos sobre el Salario Mínimo no afecte este crecimiento. El incremento de este año (del Salario Mínimo) no debería andar más de un dígito, porque puede ser que este crecimiento que estamos viendo de una manera muy optimista en el sector, se pueda deteriorar.”, indicó Lanzas.

El empresario que también es Gerente General de la Constructora Llansa Ingenieros, argumentó que el salario de los obreros de la construcción en Nicaragua, está llegando a los mismos niveles que el de otros países de la región como Honduras y Guatemala con economías mayores, por lo cual considera que el sector podría perder competitividad.

“Ya nosotros somos el sector que paga el mayor salario en Nicaragua, además de la banca. Muy distanciado de lo que es la industria y el sector agrícola, entonces podríamos perder competitividad si no nos ponemos las pilas y tomamos la decisión de aprobar incrementos salariales con mucha seriedad”, dijo Lanzas.

Según los datos más recientes del Banco Central de Nicaragua, BCN, correspondiente a los indicadores del Salario Mínimo promedio pagado por actividad económica, hasta septiembre de 2013 los obreros de la construcción devengaban una paga mensual de C$5,529, es decir, C$632 más que lo que ganaban en el mismo mes de 2012 cuando recibían C$4,897.

En cambio, los trabajadores de otros sectores devengan salarios mínimos mensuales por debajo de los C$4,000, como el agropecuario, cuyos ingresos mensuales hasta septiembre del año pasado, eran de C$2,504, según cifras del BCN.

Por su parte, Roberto González, Secretario de la Central Sandinista de Trabajadores, CST, señaló que la propuesta de los trabajadores es un incremento de 11.0% al sector de la construcción, al igual que al resto de las actividades económicas, exceptuando al campo para el cual piden 11.5%.

En cambio, el sindicalista Luis Barbosa, considera que el aumento para los trabajadores de la construcción debe ser del 16.5%.

La próxima reunión para continuar con las discusiones tripartitas sobre el Salario Mínimo será el jueves 23 de enero.

 

Más empleos en construcción

Según el último boletín de la CNC, los empleados del sector construcción afiliados al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS, pasaron de 20,323 en septiembre de 2012 a 22,321 en el mismo mes de 2013, lo cual representa un incremento interanual de 9.8%. Este sector apunta a cerrar con un crecimiento de 20% en 2014.