• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

Pese a que el sector industrial de Nicaragua registró un crecimiento de 4.6% en 2013, esta actividad de la economía nacional está presionada por los altos costos del transporte, la energía y ahora por el nuevo incremento del aporte patronal a la seguridad social.

Así lo indicó el presidente de la Cámara de Industrias, Cadin, Rodrigo Caldera, quien afirmó que esos factores impiden un mayor repunte de este sector.

“Esperamos tener los mecanismos que nos ayuden a tener una mayor facilitación en lo que son el desarrollo del sector industrial con el Gobierno para poder facilitar más y hacer mucho más económicos los costos de los productos que nosotros estamos produciendo, tanto para el consumo nacional como para la exportación”, señaló Caldera.

Uno de los sectores industriales que requieren grandes volúmenes de combustible para sacar su producción es el de los ingenios azucareros.

Los combustibles

Mario Amador, gerente general del Comité Nacional de Productores de Azúcar, CNPA, dijo a El Nuevo Diario que el gasto en combustibles representa el 40% de los costos totales de producción del endulzante.

Amador explicó que solo en el ingenio San Antonio, en los días pico de la zafra, utilizan más de 5,000 galones diarios de diesel, es decir, que cada día invierten más de C$500,000 en la compra de este producto, cuya tendencia es al incremento cada fin de semana.

“Tenemos que transportar millones de productos de los cañaverales a los ingenios y de los ingenios a los cañaverales; eso significa cientos de miles de viajes de furgón, camiones y tractores, entre otros”, explicó Amador.

El peso energético

Además, en los últimos cinco años la tarifa de energía eléctrica en el sector industrial se ha incrementado en 64.9%, al pasar el kilovatio-hora de C$3.31 en 2009 a C$5.46 hasta septiembre de 2013, según reportes del Banco Central de Nicaragua, BCN.

Los más dinámicos

Según Rodrigo Caldera, presidente de la Cámara de Industrias, Cadin, algunos de los subsectores más dinámicos de este sector en 2013 fueron el de minas, zona franca y agrícola.
Tal como pronosticaron las fuentes del sector, el 2013 fue el año del oro, ya que este rubro logró superar la barrera de los US$400 millones y ubicarse como uno de los principales rubros de exportación.
“En general en todos los sectores tuvimos un crecimiento, lo que se dio fueron variaciones, no en los volúmenes que producimos, sino más bien en los precios internacionales de los productos que se están procesando aquí en nuestro país”, indicó.