•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El Lago de Nicaragua no tiene la suficiente profundidad para soportar embarcaciones canaleras que por allí pretenden pasar una vez construido el Gran Canal, aseguró el científico y asesor presidencial en temas ambientales, Jaime Incer Barquero.

Incer Barquero, quien participó junto a otros expertos en la mesa redonda titulada “‘El Gran Canal de Nicaragua’, ¿gran obra o gran ilusión?”, organizada por la Universidad Americana, UAM, dijo que la profundidad media del Lago de Nicaragua es de apenas 16 metros y el calado de los barcos que por allí pretenden pasar sobrepasa los 20 metros, lo cual lo hace inviable.

“Esto significa excavar desde la costa de Chontales, pasando por el sur de la Isla de Ometepe, hasta la costa de Rivas; esa sería una trinchera subacuática de 85 kilómetros de longitud y 500 metros de ancho y más de 25 metros de profundidad, según los requerimientos definidos por los que realizaron el proyecto", indicó el asesor presidencial.

Hans Petersman, experto en derecho internacional y quien fue uno de los participantes en la discusión sobre la viabilidad del proyecto, manifestó que tal y como está planteado este proyecto (“Gran Canal”) conlleva grandes riesgos ambientales y financieros para el país.

El experto aseveró que otro de los errores de Nicaragua fue haber dado la exclusividad a una persona: "Si se dan derechos exclusivos a un país o a un inversionista, eso puede provocar grandes conflictos en un futuro; por eso es muy importante tomar en cuenta muchos aspectos institucionales”.

Alteraciones

Según Incer, “la ecología no puede seguir subsidiando el desarrollo”, porque la construcción de un canal interoceánico con las magnitudes previstas causaría dramáticas alteraciones a la ecología del país.