•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Nicaragua promoverá, con el apoyo de la FAO, el cultivo de amaranto, un grano altamente nutritivo resistente a la sequía, para evitar en el futuro la carencia de alimentos básicos por falta de lluvias, informaron este jueves fuentes oficiales.

El gobierno tomó "la decisión política de recuperar, ampliar y fomentar la producción y consumo" de amaranto, que es "un cultivo que se ha estado perdiendo en los países centroamericanos a lo largo del tiempo", dijo a medios oficiales el representante de la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación, en español) en el país, Fernando Soto.

El funcionario explicó que se ha optado por la siembra de amaranto porque "tiene unas características de contenido de proteínas realmente muy grande y es una planta que se cultiva en un rango bastante amplio de temperatura que resiste mucho a la sequía".

Soto señaló que una misión de la FAO integrada por expertos mexicanos en el cultivo de esa planta inició este jueves una visita de dos días a Nicaragua para ayudar al gobierno a elaborar "un programa de promoción, consumo y uso de amaranto".

El amaranto "es de gran interés para nosotros como gobierno, ya que ésta es una planta muy bondadosa que se adapta a zonas secas, suelos muy pobres", subrayó la directora del Instituto Nicaragüense de Tecnología Agropecuaria (Inta), María Corea.

El cultivo

Con el amaranto -un grano poco conocido en el país- se pueden hacer pan, sopas de fideos, calabazas rellenas y hasta postres.

Nicaragua perdió la mayor parte de la cosecha de granos básicos de primera- que va de mayo a julio- a causa de la sequía que afectó a 108 de los 153 municipios del país, admitió la semana pasada el gobierno.

Los productores nicaragüenses esperan recuperarse en la siembra que inicia en agosto y termina en noviembre, tras registrarse esta semana las primeras lluvias en varias zonas del Pacífico.