•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Ante la escasez en la producción de granos básicos por la falta de lluvia, los productores tendrán que dotarse de semillas de rápido crecimiento y que demanden poca agua, aconsejó Denis Meléndez, facilitador de la Mesa Nacional para la Gestión de Riesgo, MNGR, una organización que trabaja la prevención ante los fenómenos naturales.

Meléndez y otros miembros de la MNGR conversaron con periodistas sobre la reducción de riesgos ante desastres naturales ocasionados por los fenómenos y pusieron en el tapete las afectaciones que tendrán rubros como el arroz, maíz, frijol y otros granos básicos por la escasez de precipitaciones.

El facilitador de esta organización explicó que el fenómeno El niño estará presentándose frecuentemente en el país debido al calentamiento global, por lo que los productores del país deberán trabajar en función de tres escenarios: falta de humedad, exceso de humedad y el régimen de lluvia normal.

El Niño cada tres años

Meléndez considera que El Niño volverá a presentarse probablemente en los años 2018, 2019 o en el 2020. “Hasta hace unos 25 años el fenómeno se presentaba entre 9 y 12 años; hoy en día, debido al calentamiento global, El Niño se presentará en ciclos que van de entre 3 y 5 años”, dijo.

El experto señaló que los productores también tendrán que pensar en el fenómeno La Niña: “El país debe disponer de una variedad de semillas, cuyo crecimiento sea rápido y que resista al exceso de humedad”.

Consideró que ante estos fenómenos el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria, INTA, debe jugar un papel importante para que Nicaragua vaya adoptando gradualmente el uso de semillas resistentes a la escasez de precipitaciones y al exceso de humedad.

Afectaciones serias

Según productores, toda la cosecha de primera se vio afectada por la falta de lluvias en el Corredor Seco del país, donde habrá una merma significativa de la producción.

Hay rubros, como maní, arroz, maíz y frijol, de los cuales, los representantes de los productores del país ya reportaron daños, y se han reducido incluso las metas de producción de los mismos para el presente ciclo agrícola.

El Consejo Superior de la Empresa Privada, Cosep, afirmó que se dejarán de cultivar unas 16,000 manzanas de maní, de las 70,000 contempladas para el ciclo 2014-2015. En el caso del arroz, podría cultivarse solo el 60% de lo que tradicionalmente se ha sembrado.

Además, hace apenas una semana, el ministro de Agricultura y Ganadería, Edward Centeno, afirmó que hay 107 municipios afectados por la sequía, de los cuales 35 están en una situación más difícil.

“Importar” gallo pinto

Igualmente, Meléndez dijo que ante el déficit de lluvia los ganaderos se están viendo afectados y que esos daños se reflejarán en el precio de la carne en el mercado local.

Matizó que el Gobierno, ante esta situación, se verá en la necesidad de “importar el gallo pinto” y que además tendrá que poner énfasis a los acueductos rurales (más de 5,500) que brindan agua potable a más de un millón de personas.