•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El Producto Interno Bruto (PIB) de Estados Unidos creció más de lo esperado por el mercado, 3.5% en el tercer trimestre de 2014 con relación a igual período del año pasado, según una primera estimación del Departamento de Comercio publicada este jueves.

La estimación de los analistas para julio a septiembre era de un 3% de expansión.

Se trata de una cifra de todos modos menor a la que se registró de abril a junio, cuando la economía creció 4.6% después de una contracción (-2.1%) a inicios de año debido al duro invierno.

El crecimiento más fuerte que lo esperado este trimestre refleja el buen desempeño de las exportaciones, la inversión no residencial y, en menor medida, el consumo.

El gasto público, en aumento significativo, especialmente en el sector de la defensa que se había contraído en los últimos meses, también contribuyó a la progresión de la actividad.

Las importaciones en tanto bajaron

Los gastos de consumo, que representan dos tercios del PIB de EE.UU, avanzaron 1.8% en el tercer trimestre después de ganar 2.5% en el trimestre anterior. Aportan en total 1.22 puntos de base al crecimiento. Las compras de bienes duraderos, con más de tres años de vida útil, fueron un sostén en este rubro, con una expansión de 7.2%.

Alza de 4.6%

Las exportaciones de bienes y servicios ganaron 7.8% mientras que los gastos públicos muestran un alza de 4.6%, la más alta desde el segundo trimestre de 2009. Los gastos del sector defensa treparon 16%.

Las importaciones bajaron 1.7% y el saldo comercial contribuyó con 1.32 puntos de base al crecimiento del trimestre, para su mejor resultado desde el segundo trimestre de 2009.

Las empresas en tanto, siguieron invirtiendo

Las inversiones no residenciales mostraron un alza de 5.5% tras un salto de 9.7% en el trimestre anterior.

El crecimiento de la inversión residencial en cambio, se hizo más bajo, con una modesta progresión de 1.8% frente a 8.8% tres meses antes. El aporte al PIB general fue de apenas 0.06 puntos de base.

Los stocks de las empresas recortan un total de 0.57 puntos de base al crecimiento. La demanda final, que excluye los stocks, aumentó en tanto 4.2% frente a 3.2% del segundo trimestre.

La segunda estimación del crecimiento se conocerá el 25 de noviembre.

Hacia las 14H25 GMT, el Dow Jones Industrial Average ganaba 94.56 puntos a 17,068.87 unidades, mientras que el Nasdaq caía 13.62 puntos a 4,535.60.

Optimismo

El índice ampliado S&P 500 perdía 0.05%, o 0.93 puntos a 1,981.37 unidades.

Los corredores estiman que este resultado del PIB “alimenta las teorías según las cuales la Reserva Federal contaba con una cifra (...) alentadora” de crecimiento para permitirse un tono más firme en su comunicado del miércoles, al término de su reunión de política monetaria, interpretó Patrick O’Hare, de Briefing.com.

La Fed mantuvo tasas de interés ultrabajas, pero recortó, como había anunciado, su programa de compras de bonos del Tesoro y títulos hipotecarios mediante el cual inyectó dinero en la economía desde fines de 2008.

Este programa sostuvo y alimentó el crecimiento de la bolsa en los últimos años.

 

Las exportaciones, la inversión no residencial y, en menor medida, el consumo, incidieron para que el crecimiento fuera mayor de lo esperado.