•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La empresa irlandesa Bewley’s y la finca cafetalera La Virgen, en el Tuma-La Dalia (Matagalpa), siguen consolidando su relación comercial, con la firma de un contrato de compra del grano por parte de la tostadora europea por tres años más.

La relación entre la tostadora de café radicada en Dublín, Irlanda, y la finca cafetalera, propiedad de Henry Hüeck y Erick Poncón, empezó en el 2002: este año cumple doce años.

A partir del nuevo contrato, la compañía irlandesa comprará 4,125 quintales del grano anualmente, por lo que el monto total en los tres años ascenderá a 12,375 quintales.

El contrato de compra es un arreglo directo entre la finca y la empresa europea, que permite un precio diferenciado del café al del precio de la Bolsa de Nueva York (EE.UU.).

Los propietarios de finca La Virgen decidieron no divulgar el precio contratado con la firma irlandesa, pero aseguraron que “es un sobreprecio suficiente para que el productor no resienta las caídas del precio del grano”.

Con ese precio diferenciado, los tostadores tratan de evitar la variación en el manejo de la finca, para garantizar la productividad y la calidad del café que necesitan.

ACERCA DE BEWLEY’S

Bewley's es una compañía que fue fundada en el siglo diecinueve.

“Más de 4,000 hoteles, restaurantes y cafés en Irlanda sirven con orgullo el té y el café de Bewley´s”, afirma la compañía en su sitio web.

Asimismo, asegura que su té y café se venden en los supermercados y tiendas de conveniencia en todo el país. “Aproximadamente uno de cada dos cafés frescos servidos en Irlanda es un café de Bewley´s”, sostiene la empresa.

Bewley's también vende su producto en el Reino Unido y Europa continental, así como en Estados Unidos.

Otro dato que resalta el sitio web de esa tostadora de café, es que fue la primera en importar café de comercio justo en Irlanda.

CAFÉ DE CALIDAD

El común denominador entre la empresa irlandesa y la finca nicaragüense es la calidad, afirma Hüeck.

A la calidad, según el caficultor, los irlandeses le llaman "la puerta de entrada", o lo que abre las puertas para establecer la relación comercial.

Ese aspecto tuvo mucho que ver para que los irlandeses se decidieran por el café de la finca La Virgen. Bewley’s compraba antes su café a una finca colombiana, pero le fallaron en la calidad.

La calidad del café es un factor que no depende tanto de la variedad del grano de la finca, sino de las necesidades del cliente.

Un tostador de café internacional es el que compra el grano y lo mezcla con el de otros orígenes, para obtener un sabor específico que satisfaga los gustos de sus consumidores, por lo que la calidad del café es relativa a sus necesidades.

“La calidad es la que cada uno de ellos (tostadores) necesita para hacer sus mezclas, o sea, es parte de su receta, y ellos son los únicos que la conocen, que saben con qué otros tipos de café los mezclan. Si es de Brasil, Kenia o de otros países, pero el productor debe mantener la consistencia", aseguró Hüeck.

El café de La Virgen, aseguró, les encanta a los irlandeses por ser un café suave, dulce y con buena acidez. "Este es el café que necesitan para sus mezclas", sostuvo.

En cuanto a las variedades, la finca La Virgen tiene cafés caturra, borbones y marsellesa.

Bewley's también toma en cuenta entre sus criterios para elegir un proveedor de café, la sostenibilidad medioambiental y la parte social de la finca.

LARGA RELACIÓN

La primera venta con precios diferenciados de finca La Virgen a Bewley’s se realizó en el 2002, por unos 150 quintales, contó Henry Hüeck.

La compañía irlandesa, luego de comprobar la calidad del grano, comenzó a comprar el café de La Virgen con un precio diferenciado de aproximadamente US$100 por quintal, cuando el precio del grano en la bolsa de valores andaba por los US$60.

 

Otros socios

La Virgen es una finca que produce 14,000 quintales de café, de los cuales casi el 50% lo vende directamente a los tostadores internacionales.

VISITA

Esta semana, además de la irlandesa Bewley's, en La Virgen estuvieron representantes de las empresas Java City y Arvid Nordquist Hab.

FIRMA

Paul O’Toole, representante de la irlandesa Bewley's, firmó el nuevo contrato con Henry Hüeck.

NUEVA RELACIÓN

La empresa Java City, de EE.UU. también firmó un contrato para adquirir café de La Virgen.