•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Los problemas que enfrenta la caficultura en Brasil, por un brote de broca en los cafetales de los estados de Espírito Santo y Sao Paulo, podrían ocasionar una mejoría en el precio internacional de ese producto, afirmaron conocedores del tema.

Esa mejoría en el precio internacional del grano no será tan significativa como si se tratara de las zonas más productivas de ese país sudamericano, como en Minas Gerais, opinó José Ángel Buitrago, Presidente de la Asociación de Exportadores de Nicaragua, Excan.

La broca es un animal que carcome el grano de café, restándole calidad y posibilidades de exportación.

“La broca es un problema que podría bajar la producción en esa zona (Espírito Santo y Sao Paulo), pero no la mayor producción de Brasil”, sostuvo Buitrago.

Si bien, Brasil es el mayor productor y exportador de café en el mundo, esos estados solo producen cerca de un 20% de la cosecha total del país, explicó el representante del sector exportador.

EMERGENCIA

El Gobierno de Brasil decretó estado de emergencia fitosanitaria la semana pasada, por ese brote de broca en los cafetales de los estados de Espírito Santo y Sao Paulo, regiones del sureste del país. Esa medida estará en vigor durante un año y permitirá a las autoridades eliminar barreras burocráticas para acelerar la aplicación de un plan de contingencia que evite la expansión de la plaga, según una nota de la agencia EFE.

Esas zonas además, según reportes periodísticos, habían sido afectadas previamente por una sequía.

“TIENE REPERCUSIÓN”

“Todo lo que pasa en Brasil, por más pequeño que sea, tiene repercusión en el precio internacional del café”, afirmó Henry Hüeck, cafetalero nicaragüense, en referencia al brote de broca.

Prueba de ello, según el cafetalero, es que el mismo día que se anunció el decreto de emergencia fitosanitaria en ese país, el precio del quintal de café tuvo un incremento de casi US$7 en la Bolsa de Nueva York.

El pasado 26 de enero, el grano alcanzó un precio de US$161.85 por quintal, en la Bolsa de Nueva York, según el sitio web Investing.com, y se subió a los US$168.20 el día siguiente.

Hüeck afirmó que los expertos del mercado son los que saben mejor qué pasará con el precio internacional del café, como producto de los problemas del clima y de la broca. Pero recordó que muchos productores no aprovecharon la mejoría del precio del grano el año pasado porque no fueron informados a tiempo sobre la sequía que afectó a ese país sudamericano.

“Nadie dijo nada sobre la sequía de Brasil el año pasado, hasta en los meses de marzo y abril, cuando los cafetaleros del país habían vendido sus cosechas con menores precios”, criticó Hüeck.