Jorge Eduardo Arellano
  •  |
  •  |
  • END

Los precios del petróleo siguieron en declive el viernes, cerrando cerca de los 40 dólares en Nueva York y debajo del umbral de los 40 dólares el barril en Londres, un nuevo mínimo en casi cuatro años, en un mercado que teme una contracción de la demanda mundial de crudo.

La pérdida de 533.000 empleos en noviembre en Estados Unidos, que situó la tasa de desocupación en el 6,7%, su máximo nivel en 15 años, hizo caer nuevamente las cotizaciones de crudo.

En el New York Mercantile Exchange (Nymex), el barril de West Texas Intermediate (designación del “light sweet crude” negociado en EU) para entrega en enero terminó en 40,81 dólares, en baja de 2,86 dólares en relación al cierre del jueves.

Los precios cayeron hasta 40,50 dólares, su nivel más bajo desde diciembre de 2004, acercándose a una nueva barra psicológica. En Londres, el barril de Brent del mar del Norte franqueó la barra de los 40 dólares, cayendo a 39,74 dólares al cierre, en baja de 2,54 dólares, su piso desde enero de 2005.