• Managua |
  • |
  • |
  • END

Si el precio del café sigue bajando, los productores seguirán cobrando menos por su café.

“Hoy por la mañana (el precio internacional) estaba en US$138, eso quiere decir que los productores recibirán unos US$110 por quintal, ya que son US$28 aproximadamente los que se pagan por comercialización e impuestos”, explicó Aura Lila Sevilla, presidenta de la Asociación de Cafetaleros de Matagalpa, Asocafemat, y de la Alianza Nacional de Cafetaleros de Nicaragua, ANCN.

El precio del grano de oro se ubicó nuevamente ayer por encima de los US$140 por quintal en la Bolsa de Nueva York. Según conocedores del tema, la mayoría de productores de Nicaragua ya vendieron su café, sin embargo, hay algunas zonas donde los productores no han concluido sus cosechas, que se podrían ver afectadas por la caída del precio.

Mercado de futuro
¿Por qué no todos los caficultores utilizan el mecanismo de mercado de futuro para vender su café con buen precio? Ese mecanismo permite a agroindustriales y agricultores negociar anticipadamente la cosecha, asegurar mejores precios y obtener recursos para garantizar la producción.

Sin embargo, Aura Lila Sevilla manifestó que la dificultad para vender el café a futuro está en que es un mecanismo que no está al alcance de los pequeños y medianos productores.

“Es un mecanismo que está a la mano de un grupo selecto de productores, quienes han venido trabajando con las casas comerciales, las que tienen que tener seguridad de que ese café (contratado) se va a entregar”, explicó Sevilla.

En ese sentido, Sevilla sostuvo que la capacidad de entrega y el cumplimiento del contrato se vuelven el principal obstáculo para que los pequeños y medianos productores puedan vender su café a futuro.

Según el IV Censo Nacional Agropecuario, Cenagro, de 2011, de 44,519 caficultores que tiene Nicaragua, 43,373 están en el rango de productores que tienen entre una y veinte manzanas con ese cultivo.

Álvaro Fiallos, presidente de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos, UNAG, afirmó que “la cultura de los productores no está muy enlazada con el manejo de los mercados”.

“Muchas veces buscamos cómo vender el producto hasta que lo tenemos en la sala de la casa y no ir vendiendo poco a poco, para que el promedio de ventas del año tenga un mejor precio, que si nos esperamos hasta el final, cuando probablemente el precio haya bajado”, analizó Fiallos.

El otro punto es que las condiciones económicas de las familias campesinas no permiten guardar su producción para esperar mejores precios.

Obstáculos
Por otra parte, Sevilla criticó que cuando los precios del café están buenos, las casas comerciales ponen obstáculos para que los productores no puedan usar el mecanismo de mercado de futuro.

“A ellos les conviene más que el productor venda cuando el café está más barato. Un ejemplo, cuando los precios suben ningún gerente de las casas comerciales atiende (a los productores). Los precios son efímeros y las fijaciones se tienen que hacer entre 8 y 11 de la mañana. Si no los encuentras en ese lapso, ya no se puede fijar”, sostuvo la representante de los productores.

Precio
En todo este año, el precio internacional del café no había estado por debajo de los US$140. Sin embargo, el pasado miércoles se ubicó en US$139.75 por quintal, con una caída de 6.1% respecto al día anterior.

La última vez que los productores habían visto el precio del grano de oro por debajo de los US$140 fue el 14 de febrero de 2014, cuando se cotizó en la Bolsa de Nueva York en US$139.90, según Investing.com. Pero en ese momento, el café más bien se venía recuperando de una crisis que llevó al precio del grano a descender hasta cerca de los US$100, en octubre de 2013.