•   Cartagena  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El intercambio comercial entre Latinoamérica y Asia ha crecido con fuerza en los últimos años y en la actualidad representa el 25% del total de la región, dijo el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno.

“El comercio de América Latina con Asia pasó de ser el 8% en el año 2000 al 25% en 2014, pero ese comercio no está repartido”, manifestó Moreno en un debate del “Diálogo de Cartagena” que analiza en esta ciudad del Caribe colombiano las relaciones entre los países de ambos lados de la cuenca del Pacífico.

El presidente del BID señaló que gran parte de ese intercambio de bienes y servicios es absorbido por China, que es el principal socio comercial de Brasil y con gran peso en otros países de la región, pero dijo que también hay más mercados grandes, como Japón o Corea del Sur, a los que hay que mirar.

“Desde el punto de vista global, Latinoamérica y Asia ya son potencias económicas, están integradas en cuanto al comercio y la transferencia de información”, expresó por su parte el subdirector gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Min Zhu.

El funcionario del FMI agregó que el comercio entre América Latina y Asia en los últimos 14 años aumentó de US$20,000 a US$200,000 millones.

“Los lazos internacionales y el comercio han ido creciendo y este continente (Latinoamérica) está integrado verticalmente con la cadena de abastecimiento de Asia”, manifestó el funcionario chino del FMI.

Educación y tecnología
Los participantes subrayaron la necesidad de invertir más en educación, tecnología, desarrollo social y mejoras en seguridad para aumentar la competitividad de las economías latinoamericanas y mantener el ritmo de crecimiento del comercio con Asia.

Según la presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado mexicano, Gabriela Cuevas, su país tiene Tratados de Libre Comercio (TLC) con 46 naciones, enfocados en el comercio y las inversiones, pero “falta dar un paso que tiene que ver con traducirlo en desarrollo humano”.

“América Latina no se distingue por su innovación, el registro de patentes ni por el número de estudiantes en grandes universidades” del mundo, lamentó la senadora de México, cuyo país, junto con Chile, Colombia y Perú, hace parte de la Alianza del Pacífico, considerada por expertos el más exitoso mecanismo de integración regional.

Al respecto, Moreno subrayó la importancia de la educación y señaló que “no es solo un tema de los Estados sino de la sociedad en general” y como tal debe tratarse con una óptica integral.

“En la próxima década vamos a tener la revolución tecnológica más grande que hayamos visto hasta la fecha, que va a permitir que el ser humano sea cada vez más productivo” y para eso los países latinoamericanos deben estar preparados, explicó.

Seguridad
En el debate también participó el ministro de Defensa de Colombia, Juan Carlos Pinzón, quien dijo que si en América Latina se quiere que la inversión extranjera “sea permanente y sostenible” para mantener el crecimiento comercial, es necesario “conseguir avances mucho más rápidos en los próximos años en materia de seguridad ciudadana y lucha contra el crimen organizado”.

“En Asia las cifras de seguridad ciudadana son las mejores del mundo, en tanto que en América Latina es donde la gente se siente más insegura. Ahí hay un campo de cooperación”, anotó.

Con Pinzón coincidió el embajador para Asuntos de Seguridad Nacional de Corea del Sur, Chung Min Lee, quien señaló que así como la educación, la seguridad es un tema importante para los países asiáticos a la hora de invertir en otras regiones del mundo.

“Cuando hablamos de progreso y desarrollo debemos recordar que la democracia, los derechos humanos y la aplicación de la ley son fundamentales”, explicó.

El FMI calcula que el comercio entre América Latina y Asia en los últimos 14 años aumentó de US$20,000 a 200,000 millones.