•  |
  •  |

Venezuela se ha convertido en el principal destino del café nicaragüense.

Según el Centro de Trámites de las Exportaciones, Cetrex, el país sudamericano ha importado 127,051 quintales de café nica, con un precio promedio de US$216.86 por quintal, y ya supera a los Estados Unidos con 7,802.22 quintales vendidos. Esa cantidad la ha comprado el país sudamericano en lo que va del 1 de octubre de 2014 al 31 de enero de 2015, del ciclo cafetero 2014-2015, que termina hasta en septiembre.
Venezuela, además, está muy cerca de igualar sus importaciones de café nicaragüense en todo el ciclo cafetero 2013-2014, que fue de un poco más de 140,000 quintales.

Por otra parte, el país sudamericano está pagando un mejor precio por el café nicaragüense (US$216.86 por quintal) en relación con el que paga Estados Unidos (US$150.92); es decir que está pagando 43.6% más.

Afectados por la roya
Según reportes periodísticos internacionales, las compras del grano por parte del país sudamericano pudieron haber subido más al final de 2014 porque probablemente el Gobierno de ese país del sur quería garantizar que las familias venezolanas tuvieran suficiente café para las celebraciones de Navidad. El país sudamericano está sumergido en un estado crítico de escasez de productos básicos, especialmente de alimentos.

Por otra parte, la Confederación de Asociaciones de Productores Agropecuarios, Fedeagro, de Venezuela, considera que 2014 fue un año de crisis en general para toda la agricultura de ese país.

En el caso específico del café, Fedeagro explica en su sitio web que “a los problemas de rezago en los precios de este cultivo, se agrega la devastación causada por la roya”, la cual no ha podido ser combatida por la falta de “importaciones de fungicidas de comprobada eficiencia”, de “campañas sanitarias integrales que permitan al agricultor convivir con la enfermedad” y de “programas de renovación de las plantaciones afectadas”.

El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, USDA, estima que el consumo anual de café de Venezuela es de 1.3 millones de quintales y que su producción en la cosecha 2014-2015 apenas ascenderá a 660,000 sacos, por lo que ese país tendrá que importar unos 640,000 sacos.

Oportunidad
Enrique Zamora, presidente de la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua, Apen, valoró como positivo que se estén incrementando las ventas de café nicaragüense a Venezuela, así como las de otros productos como carne y leche.

Zamora destacó que las relaciones comerciales entre Nicaragua y Venezuela han llegado a llenar un vacío que había en el sector exportador nicaragüense. “Desde el 2008, que el mundo entró en crisis, no teníamos dónde colocar nuestra carne (y otros productos) y se logró abrir ese mercado, que pasó prácticamente de cero a casi US$350 millones en poco tiempo”, sostuvo el empresario.