•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Las primeras lluvias del invierno de este año se verán después del 20 de mayo, según los pronósticos del Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales, Ineter, entidad que se reunió esta mañana con la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua, Upanic.

Las autoridades de esa entidad no brindaron ninguna declaración a los medios de comunicación, pero sí lo hizo el presidente de Upanic, Michael Healy, quien afirmó que hay mejores expectativas para la producción este año.

Healy aclaró que todavía es temprano para hacer pronósticos, pero los estudios del Ineter reflejan que “va estar mejor que el año pasado” cuando hubo una sequía durante los primeros cuatro meses del invierno: mayo, junio, julio y agosto.

“Nosotros estamos viendo muy positiva esta primera reunión (con el Ineter) para prepararnos para la siembra y los cultivos. Otra cosa que nos dijo, de acuerdo con los parámetros que están viendo ellos (funcionarios del Ineter) del clima ahorita es que el invierno pudiera estar entrando después del 20 de mayo, que eso lo vemos positivo también, porque el año pasado comenzó prácticamente en agosto”, sostuvo Healy.

El productor manifestó que a pesar de las buenas expectativas del invierno, todavía se puede instalar el fenómeno de El Niño, según lo que les comunicaron los funcionarios de Ineter.

En Nicaragua, los pronósticos sobre el clima cobran importancia debido a que el 96% del total de la tierra que se siembra es de secano, eso quiere decir que solo se cultiva en temporada lluviosa. Solo el 4% de los cultivos se lleva a cabo por medio de riego.