• Tegucigalpa, Honduras |
  • |
  • |
  • EFE

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, participó ayer en una caminata para promocionar el turismo y el desarrollo en el puerto hondureño de Amapala, en el sur del país, e invitó a sus compatriotas a practicar ejercicio al menos media hora diaria.

“Para mí es importante promover Amapala, las bellezas del Golfo de Fonseca, pero, además, vamos a intervenir en una de las zonas más pobres del país que es Amapala y estamos instalando una fuerza de tarea con desarrollo social y económico”, dijo el presidente antes de comenzar la caminata, denominada “Honduras Actívate”.

Amapala es una pequeña ciudad de la Isla del Tigre, situada en el Golfo de Fonseca, en el Pacífico de Honduras, cuyas aguas el país comparte con El Salvador y Nicaragua.

Barcos

Hernández destacó que su Gobierno buscará “poner a Amapala en el mundo como una bahía en el Golfo de Fonseca con mayor profundidad, con 32 metros, lo que facilitará el atraco de barcos de gran calado”.

Además, anunció que su Administración realizará, en fecha no precisada, “los estudios de factibilidad para desarrollar el puerto”, de modo que “una vez lograda la interconexión se puede viajar desde Puerto Cortés, en el Atlántico, cuyo recorrido es de 391 kilómetros, a Amapala”.

El gobernante señaló que el sur del país centroamericano tiene “un gran potencial” para desarrollar Zonas Económicas de Desarrollo y Empleo (ZEDE), a semejanza de algunas impulsadas por países asiáticos.