•  |
  •  |
  • END

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) aprobó tres préstamos a Nicaragua por 80.2 millones de dólares en total, los cuales fueron firmados ayer por la representante del organismo multilateral Mirna Liebano de Márquez y el Ministro de Hacienda y Crédito Público Alberto Guevara, los cuales, de ser aprobados por la Asamblea Nacional, comenzarían a ser desembolsados en el segundo semestre del 2009.

Estos tres préstamos, entre otros, aproximadamente seis, se encuentran actualmente trabados en el Parlamento a la espera que los diputados decidan sesionar de forma extraordinaria y lograr que esos fondos comiencen a llegar para ser dirigidos a sus programas respectivos.

Uno de estos préstamos paralizados, que fue autorizado por el directorio del BID el 10 de septiembre pasado por 20 millones de dólares, es dirigido a financiar el Programa de Apoyo a la Mejora de la Gestión Fiscal y Social, de apoyo al Presupuesto de la República, que sería administrado por el Ministerio de Hacienda y Crédito Público.

Otros dos préstamos trabados están dirigidos, en el primer caso, para financiar el Programa de Apoyo Productivo Alimentario (Hambre Cero), por 20 millones de dólares y que sería ejecutado por el Ministerio Agropecuario y Forestal, y en el segundo, por 40 millones de dólares para el desarrollo del sector eléctrico, a ser ejecutado por el Ministerio de Energía y Minas.

Al respecto, tras la firma del convenio con la representante del BID, el Ministro Guevara comentó que estos tres préstamos son dirigidos a sectores priorizados por el Gobierno, señalando que el financiamiento para apoyo productivo beneficiará a 13 mil familias adicionales a las que ya están dentro de ese programa.

Otro préstamo que se encuentra paralizado en la Asamblea Nacional está ligado, en uno de los casos, al llamado Plan Estratégico Sectorial en Agua y Saneamiento Básico.

Remozamiento de hidroeléctricas
De acuerdo a la información otorgada por la representante del BID, la señora Liebano, el préstamo dirigido al sector eléctrico está dirigido a la rehabilitación de las plantas de generación para asegurar e incrementar la confiabilidad del suministro de energía eléctrica, enfrentar el crecimiento de la demanda a mediano plazo y mejorar las condiciones del servicio de distribución de electricidad.

Destaca además un documento del BID, que para el Programa Multifase deVivienda para Poblaciones de Bajos Ingresos, en su fase II, se aprobó 15 millones de dólares, con lo cual se ayudaría a familias pobres subsidiando este tipo de casas de habitación, profundizando los mercados y fortaleciendo al sector.

Por otra parte, de acuerdo a los informes, para el 2008 fueron aprobados 80.2 millones de dólares por parte del BID para Nicaragua, de los cuales el 50 % provenía del Fondo para Operaciones Especiales (FOE) y el restante 50 % se origina en el Fondo de Capital Ordinario. Los fondos FOE son de alta concesionalidad, a muy bajo interés y plazos muy largos.

El monto aprobado para Nicaragua fue dirigido en un 25 % a apoyo presupuestario, para mejorar la gestión fiscal y social, otro 25 % para el sector agroalimentario por medio del programa del bono productivo otorgado a familias campesinas de bajos ingresos para mejorar su producción y productividad, así como mejorar la gestión empresarial de los beneficiados.

El restante 50% para apoyo del sector eléctrico, por 40.2 millones de dólares, se usará en reforzar el sistema eléctrico en Nicaragua, rehabilitando las plantas hidroeléctricas
Centroamérica y Santa Bárbara, las dos principales plantas hidroeléctricas del país.

Otras actividades destacadas por el BID son cooperaciones técnicas no reembolsables aprobadas en el 2008 por un total de 1.9 millones de dólares para cinco operaciones, entre las que están la actualización de cuentas nacionales, la modernización de la administración financiera y tributaria, el apoyo al programa de gestión fiscal y reforma al gasto social II. Otras dos operaciones beneficiadas técnicamente con este fondo son el fortalecimiento institucional para la ejecución de la inversión pública y el apoyo al Plan Nacional de Desarrollo Humano.

Cooperación ASDI-BID
Destaca también la aprobación de dos cooperaciones técnicas financiadas por Suecia, una de ellas en el marco del programa ASDI-BID Partnership, para la coordinación de proyectos en el sector rural y para apoyo al diseño de programas productivo- alimentarios.

Los informes del BID cuentan también el apoyo técnico por 2.1 millones de dólares para apoyar el fortalecimiento de las pequeñas y medianas empresas y al sector privado de Nicaragua, además del apoyo a iniciativas empresariales sostenibles por 1.1 millones de dólares, entre otros.