•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, presentó ante la nación su informe de gestión del 2008, así como el Plan Económico para este año, culpando al modelo capitalista de la crisis internacional. Según Ortega, el capitalismo ha originado que miles de personas pierdan su empleo a causa de la quiebra de grandes empresas en EU, y afirmó que "la violenta crisis que se vive en estos países no ha golpeado fuertemente a Nicaragua".

Ante la debacle económica mundial, el presidente mencionó crear una barrera que permita al país no sumergirse en la crisis. Entre las disposiciones que según él servirán para amortiguar la dificultad económica pronunció:

1. La reducción del Presupuesto General de la República (PGR) en un mil 312 millones de córdobas y la disminución del gasto corriente en un 20%. Para el 2009 envió al Parlamento 33 mil millones 835 mil córdobas, con un brecha de poco más de 120 millones de dólares debido al descenso en recaudaciones y prestaciones.

2. Reducción del gasto (en un 50 %) para adquisición de vehículos, compra de equipos de informática y viajes al exterior.

3. Abrir nuevos mercados y considerar el intercambio comercial con Rusia e Irán y los países miembros del ALBA. Asimismo, restablecer relaciones con la cooperación extranjera, que ha condicionado la ayuda al país debido a los irregulares resultados de las pasadas elecciones municipales en el pacífico.

4. Incrementar la producción, con el objetivo de aumentar el consumo a nivel nacional. Buscará créditos para fortalecer este sector por el orden de 200 millones de dólares al Banco Centroamericano de Integración Económica.

5. Maximizar el ahorro, y en este sentido, llama a los demás poderes del Estado a hacer conciencia sobre este aspecto y a respaldar las medidas que se tomen para ello.

6. Mantener la tasa del deslizamiento del cambio del córdoba frente al dólar en un 5 % anual y garantizar la libre convertibilidad.

7. Sostener las reservas económicas al nivel logrado durante el 2008.

8. Priorizar la cartera de infraestructura vial, escolar y de saneamiento (300 millones de dólares), al igual que el crecimiento del Programa Productivo Alimentario, a través de una partida de 350 millones de córdobas establecidos en el PGR, y con la ayuda de los organismos internacionales, quienes según el presidente han dado cuenta de su "buena gestión".

9. Fomentar la cultura del pago, a través de la renegociación de las deudas con las instituciones encargadas de otorgar créditos.

10. Abrir el mercado laboral a recién egresados de la universidad con la ayuda del Cosep.

El mandatario al finalizar su discurso, también hizo un llamado a las fuerzas políticas del país, en especial a la Policía, a garantizar la seguridad ciudadana. "No podemos seguir viviendo en escenarios de violencia política", reiteró Ortega, quien invita a dejar de un lado la confrontación y a seguir los cauces legales que otorga la constitución.

Al mismo tiempo, anunció que en los próximos días, será la Policía la encargada de presentar un plan para contrarrestar los actos de violencia en el país. A su vez, espera que la Asamblea Nacional apruebe todos los préstamos pendientes para encontrar solución a los problemas que derivan de la crisis internacional.