elnuevodiario.com.ni
  •  |
  •  |
  • AFP

Nicaragua registró en enero una sensible baja en sus exportaciones, sector clave para el crecimiento económico en uno de los países más pobres del hemisferio, como consecuencia de la crisis que envuelve los mercados internacionales. "Es un resultado lógico de la disminución del consumo en los principales mercados en los que Nicaragua coloca sus productos", declaró el presidente del Banco Central, Antenor Rosales.

En todo 2008, las exportaciones nicaragüenses habían totalizado 1.540 millones de dólares. Según el Centro de Trámite de las Exportaciones del gobierno, las ventas al exterior sufrieron una baja de 27,2%, en comparación al mismo mes de 2008. Los productos más afectados fueron la langosta, el café, la caña de azúcar, las bebidas, el maní, el ganado y la carne bovina, que son exportados en su mayoría por grandes grupos empresariales vinculados a la banca privada nicaragüense.

Los países que más han disminuido sus compras son: Estados Unidos, con una baja de 50%, y las naciones centroamericanas, donde Nicaragua ha colocado tradicionalmente sus productos, seguido por Europa, donde las exportaciones son menores.

Nicaragua había logrado en 2006 elevar significativamente sus exportaciones -que durante dos décadas habían sido de 500 millones de dólares anuales en promedio- gracias al Tratado de Libre Comercio que Centroamericana firmó con Estados Unidos. La crisis económica en este país provocó, sin embargo, en enero que productos como la langosta, que antes se vendía como pan caliente en el mercado norteamericano, se perdiera por falta de compradores, dijo el presidente Daniel Ortega.

Amenaza para varios sectores
La crisis también amenaza con golpear a la industria textil y manufacturera que opera en las Zonas Francas, que emplea a más 70.000 trabajadores, afirmó el director del sector Alvaro Baltodano. El gigante de la distribución estadounidense "Wal-Mart está cancelando órdenes de compra en la región centroamericana y es el comprador más grande de productos confeccionados en Nicaragua", advirtió Baltodano.

La recesión también ha creado incertidumbre en el sector cafetalero, que emplea a más de 200.000 labriegos, debido a la caída del precio internacional del grano, falta financiamiento y problemas de tecnificación, afirmó el dirigente cafetalero del norte el país, Frank Lanzas. En el ciclo 2007-2008 el café generó 250 millones de dólares en divisas, pero el sector calcula que esta temporada habría una baja de 40%.

Sin esperanza en otros mercados
Ortega ofreció en enero fortalecer el intercambio con Rusia, Irán y los países de la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), que lidera Venezuela, como salvavidas a la crisis. Sin embargo, el comercio con estos países no parece por el momento ser una alternativa efectiva, debido a que el intercambio con Rusia no llegó al millón de dólares en enero y bajó respecto al mismo mes de 2008, según datos oficiales. La relación comercial con Irán es nula y con los países del ALBA, como Bolivia y Cuba, es muy baja. El único país que ha incrementado las importaciones nicaragüenses es Venezuela, pero por apenas 4,2 millones de dólares en enero, para esta economía centroamericana que exporta un promedio de 100 millones de dólares al mes