•  |
  •  |
  • END

Legisladores estadounidenses demócratas y republicanos acordaron este miércoles un texto de consenso del plan de reactivación económica, pero proseguía el derrumbe de las industrias siderúrgica y automotriz, así como de los precios del petróleo.

Legisladores de las dos ramas del Congreso estadounidense lograron un compromiso sobre el plan de reactivación económica por 789,000 millones de dólares impulsado por el presidente Barack Obama, anunció este miércoles el líder de la mayoría demócrata del Senado, Harry Reid.

“Es hora de tomar una decisión firme y rápida”, había declarado el mandatario estadounidense durante una visita a una obra en construcción en el norte del Estado de Virgina (este), resaltando la importancia de aprobar su plan “urgente” y “esencial” a fin de que pueda promulgarlo lo antes posible.

La Agencia Internacional de la Energía en París anticipó asimismo un recorte de la demanda global de petróleo para 2009, de 1% respecto al año anterior, la mayor caída desde 1982. Los precios del petróleo bajaron nuevamente. El West Texas cerró a 35.94 dólares y el Brent a 44.28 dólares.

“Tenemos un colapso de la producción industrial, la fabricación parada en un cierto número de plantas, la estabilización del consumo y probablemente una caída de las exportaciones”, dijo la ministro francesa de Finanzas, Christine Lagarde, reflejando el avance inexorable de la crisis sobre la economía europea.

Anticipan recesión
en Inglaterra
En Gran Bretaña, el Banco de Inglaterra anticipó que la economía británica, en recesión, podría caer hasta un 6% interanual en el peor de los casos a mediados de 2009, antes de volver a crecer a principios de 2010.

Los líderes de la UE mantendrán una cumbre extraordinaria el 1 de marzo y los ministros del G7 se reunirán este viernes y sábado en Roma, ambas citas consagradas a la crisis mundial y a las criticadas tentaciones proteccionistas de algunos países, como Estados Unidos y Francia, para proteger su industria.

ArcelorMittal, el mayor productor de acero del mundo, anunció gigantescas pérdidas en el cuarto trimestre de 2008 y dijo que podría superar sus previsiones de recortar 9,000 empleos. El francés PSA Peugeot Citroen previó además la partida de 11,000 empleados este año en Europa, después de anunciar pérdidas netas en 2008.

El segundo grupo bancario suizo, Credit Suisse, anunció el miércoles haber sufrido en 2008 una pérdida neta anual de 8,200 millones de francos suizos (7,070 millones de dólares).

El gobierno irlandés anunció una inyección de 7,000 millones de euros (9,000 millones US) en los dos principales bancos el país, Allied Irish bank (AIB) y Bank of Ireland (BofI), en lugar de los 4,000 millones de euros anunciados en diciembre.

La crisis ya empezó también en China: donde las exportaciones registraron en enero una caída de 17.5%, la peor en más de una década, y las importaciones se hundieron un 43.1%, bajo el peso de la crisis mundial y la reducción de la actividad en el mes por el Año Nuevo chino, por el que en 2009 hubo cinco días laborables menos que en enero de 2008.

La Bolsa de Nueva York terminó en leve alza, sostenida hacia el final de la sesión por el acuerdo alcanzado en el Congreso sobre el plan de reactivación económica. En Latinoamérica, la bolsa de Sao Paulo bajó 0.88%, México perdió 1.91%, Buenos Aires ganó 0.25% y Bogotá perdió 0.39%.