Erika Moreno
  • Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

“Los integrantes de esta mesa tienen mucha voluntad de negociar de la manera más rápida”. Estas fueron las palabras de la ministra del Trabajo, Alba Luz Torres, durante la instalación de la mesa de negociación del salario mínimo para 2017.

Representantes del sector privado del país y de los trabajadores, junto con el Gobierno, dieron por instalada oficialmente ayer la negociación.

La ministra Torres agregó que como gobierno la expectativa es que el salario mínimo este año se decida por consenso, ya que eso los llevará a tener una respuesta satisfactoria para todos los sectores económicos del país, principalmente para los trabajadores.

Espera que no se agoten todas las sesiones estipuladas para llegar al acuerdo (8 sesiones, según la ley), pues “la voluntad de los participantes ha dado certeza que tomarán una decisión antes”.

La titular del Mitrab afirmó que en la primera “sesión se dieron a conocer algunos indicadores económicos que pueden servir como base para que los miembros presenten sus propuestas”.

Por su parte, el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) mantuvo su posición de no crear falsas expectativas sobre el nuevo ajuste salarial. Freddy Blandón, asesor del Cosep, dijo se debe manejar las negociones a lo interno hasta que haya consenso.

El año pasado se logró un crecimiento del salario mínimo de 9% en ocho sectores de la economía y 8% para las micro, pequeñas y medianas empresas.