• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

El exsecretario ejecutivo de la Comisión Nacional de Zonas Francas (CNZF), Gilberto Wong, considera que la decisión de Ford, de cancelar la construcción de una planta de US$1,600 millones en México, podría impactar en las exportaciones de arneses de empresas establecidas en Nicaragua.

Si bien se trata de una nueva planta, a criterio de Wong, es probable que compañías nicaragüenses hayan hecho expansiones previendo esa millonaria inversión de la empresa automotriz, que anunció la cancelación de la inversión el pasado martes.

“Si las empresas de arneses de Nicaragua han hecho inversiones para suplir a las empresas de México tendrán un impacto negativo para ellas y para los nicaragüenses, ya que se podrían ver obligados a reducir empleos o cerrar plazas”, explicó el exfuncionario de la CNZF.

Wong insistió que la decisión de la empresa de autos afectaría directamente al país: “Hay que ver si las expansiones que se han hecho en Nicaragua, las empresas de arneses han sido en vista de suplir a esas plantas, porque hay empresas que se planifican dependiendo del crecimiento del mercado”.

"Él (Donald Trump) ha estado en contra de los tratados de libre comercio, porque considera que muchos trabajos se van para México, los tratados de libre comercio han sido una bendición para Nicaragua porque han promovido las exportaciones de los productos", dijo Wong.

Exportaciones

Según el Informe Ejecutivo del Comercio Exterior de Nicaragua 2016, publicado por el Ministerio de Fomento, Industria y Comercio, las exportaciones de arneses de enero a octubre totalizaron en valor US$562.1 millones, un 19% por ciento más que en 2015.

“El 83.7% de las exportaciones de arneses tuvieron como destino el mercado mexicano”, reza el último informe divulgado por el Mific, en el cual también se refleja que las prendas y complementos de vestir y los arneses lideraron las exportaciones del régimen especial durante enero-octubre 2016.

Al respecto, el presidente de la Federación Cámara Nicaragüense de Zonas Francas Privadas (Fcnzfp), Mario Zeleya, descarta que la decisión de Ford tenga un impacto en las empresas de arneses de Nicaragua, pues asegura que las plantas establecidas en México seguirán funcionando.

“Recordemos que Ford ya tenía varias plantas en México, el mercado de autos mexicanos es muy grande, y el hecho de no abrir una planta nueva no significa que las plantas actuales no puedan seguir creciendo”, destacó Zelaya.

La interpretación que Zelaya hace del mensaje del presidente electo Donald Trump, es que la planta ya no se construirá en México sino en Estados Unidos “por el tema del empleo, pero las que están en México siguen operando y no debería de afectar las exportaciones de arneses de Nicaragua a México”.

“No veo mayor afectación en este momento, porque las plantas que están en México siguen funcionando, lo que no se está haciendo es una ampliación. Esperamos que no afecte a la industria”, dijo Zelaya. La exportación de arneses representa 30% del total de la producción de las zonas francas.

De acuerdo con la Guía del Inversionista, Doing Business in Nicaragua 2015–2016, actualmente existen tres empresas en el régimen de zona franca que fabrican arneses automotrices en el país, que son: Yazaki, de Japón; Dräxlmaier, de Alemania; y Stainless Ride, de Estados Unidos.

El Nuevo Diario llamó al embajador de México, Miguel Díaz Reynoso, para consultarle sobre este tema, pero se encontraba fuera del país. Igualmente se contactó al presidente de la Cámara de Industria y Comercio Mexicana-Nicaragüense, Carlos Salina y tampoco hubo respuesta.