•   Washington, EEUU  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Las solicitudes semanales del subsidio por desempleo en Estados Unidos cayeron en 14,000 la semana pasada y quedaron en 246,000, por encima de los pronósticos, informó ayer el Departamento de Trabajo.

El dato de la semana pasada fue menor a lo que esperaban los analistas, que habían anticipado una cifra de 254,000 solicitudes.

En cuanto a la media de solicitantes del subsidio durante el último mes, un indicador más fiable de la marcha del mercado laboral creció en 2,250 y quedó en 248,000, de acuerdo con el informe.

Las solicitudes de las prestaciones por desempleo llevan por debajo de la cifra de 300,000 un total de 99 semanas consecutivas, algo que no ocurría desde la década de 1970.

Mientras, el número de personas que recibe el subsidio permanente en Estados Unidos por estar sin trabajo descendió en 39,000 en la semana que terminó el 21 de enero y se situó en 2.06 millones. El desempleo en EE. UU. cerró 2016, el último año del Gobierno del expresidente Barack Obama, en  4.7% y con la creación de más de 2 millones de nuevos puestos de trabajo.

Aunque en 2016 se crearon 2.16 millones de empleos, por debajo de los 2.7 millones de 2015, se mantuvo la sólida tendencia de más de 2 millones por sexto año consecutivo, algo no visto desde 1999.