• |
  • |
  • Edición Impresa

El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), José Adán Aguerri, afirmó ayer que mientras el salario mínimo de los trabajadores del país ha tenido un incremento de 214% de septiembre de 2007 a la fecha, el aumento del precio de la canasta básica ha sido solo de un 76% en el mismo periodo.

La semana pasada, la Comisión Nacional de Salario Mínimo aprobó un incremento de 8.25% en la paga mínima para todos los sectores económicos del país.

A propósito de la aprobación del nuevo incremento salarial, Aguerri quiso explicar cómo, según él, en Nicaragua se ha protegido el empleo y el poder adquisitivo de los trabajadores.

“Es decir que el salario mínimo para los trabajadores en la formalidad (en el periodo 2007-2017) se ha incrementado en 2.8 veces en relación con el incremento de la canasta básica”, publicó el Cosep en un escrito.

“Cuando nosotros hacemos estos análisis, hay que tratar de ser objetivos desde el punto de vista de lo que significa el incremento del salario promedio en el año y del precio de la canasta en promedio”, explicó Aguerri.

El titular del Cosep además aclaró que “la canasta básica del país no está supuesta a ser cubierta por una sola persona en el hogar”, sino “por 2.6 personas en el hogar”.

Dijo que la canasta básica de Nicaragua es la única que incorpora una serie de servicios que no incorporan otras cestas de productos del continente. Subrayó que el sector privado ha hecho un esfuerzo por fortalecer el empleo formal y proteger a los trabajadores que están en el empleo formal.

“Hemos negociado en las reformas tributarias, y esto es importante entender, que todos los productos que llegan de la canasta básica a los mercados llegan exentos de impuestos (del IVA). Adicionalmente a eso, hemos asegurado en las negociaciones que todos los trabajadores que hasta hoy están dentro del salario mínimo ninguno pague IR (Impuesto sobre la Renta), y eso es una situación que hemos sido muy cuidadosos en asegurar”, sostuvo el líder del sector empresarial nicaragüense.

APORTE AL INSS

Por otra parte, Aguerri recordó que a la patronal se le aumentó en los últimos tres años de 16 a 19% su aporte al seguro social, mientras que a los trabajadores no se les incrementó nada.

Actualmente hay más de 857,000 trabajadores registrados en el Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS).

Asimismo, Aguerri se refirió a que hay casi 800,000 clientes de energía eléctrica en el país subsidiados. Esos clientes son los que usan menos de 150 kilovatios de energía.

“En general, esos subsidios también los pagamos las empresas, porque el costo de la energía se vuelve mucho más caro para el sector que sí consume por arriba de los 150 kilovatios, y en ese sector estamos los residenciales y el sector productivo”, refirió el presidente del Cosep.