•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Banco Central de Nicaragua (BCN) informó este jueves que la inflación nacional al mes de junio fue de dos por ciento (2.06% en junio 2016), inducida por el comportamiento de los precios en las divisiones de alojamiento, agua, electricidad, gas y otros combustibles; educación; y salud; con un aporte conjunto de 1.147 puntos porcentuales. 

De acuerdo con la institución, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) mostró una variación mensual de 0.05 por ciento (-0.10% en junio 2016), explicada principalmente por el comportamiento de los precios en algunos bienes y servicios de las divisiones de alojamiento, agua, electricidad, gas y otros combustibles (0.96%), salud (1.18%) y restaurantes y hoteles (0.39%), los cuales contribuyeron en conjunto con 0.188 puntos porcentuales a la variación observada.

En cambio, la división de alimentos y bebidas no alcohólicas mostró una variación de -0.68 por ciento (-0.222pp).  

En términos interanuales, la inflación se situó en 3.06 por ciento, -0.50 puntos porcentuales inferior a la registrada en junio de 2016. Nicaragua cerró 2016 con una inflación de 3.13%, lo que supuso 0.08 puntos porcentuales por encima del año anterior.

El BCN también precisó que a nivel nacional, de todos los productos que se incluyen en el IPC, las mayores contribuciones a la inflación se generaron en el tomate, la cebolla, el repollo y tarifa de consumo de energía eléctrica. Por el contrario, las contribuciones negativas de mayor peso se registraron en el queso, la cuajada y en el limón.

Años anteriores

En 2015, según datos oficiales de la entidad bancaria nacional, la inflación en Nicaragua cerró en 3.05%; mientras en 2014 terminó en 6.48%; en 2013 en 5.67%; en 2012 en 6.62%; en 2011 en 7.95%; y en 2010 en 9.23%, la cifra más alta de Centroamérica. 

En cambio, Nicaragua proyecta cerrar el año 2017 una tasa de inflación de entre 5.5% y un 6.5% y un crecimiento del producto interno bruto (PIB) de entre el 4.5 a 5%, según el Banco Central.