•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Banpro Grupo Promerica y la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua (APEN), suscribieron ayer un convenio de cooperación con el objetivo de coordinar la búsqueda de oportunidades de negocios y gestión de recursos para el desarrollo del sector productivo exportador del país.

El convenio, suscrito por Mario Arana, gerente general de APEN y Julio Ramírez, vicegerente general de Negocios de Banpro Grupo Promerica, tendrá una vigencia de 12 meses.

“La alianza con Banpro Grupo Promerica es parte de una estrategia de APEN, para apoyar al sector productivo exportador a encontrar fuentes de financiamiento para sus actividades. Banpro tiene créditos para la exportación y la producción y nosotros tenemos demanda de eso”, expresó Arana.

Durante la vigencia del convenio, los productores que participen tendrán la oportunidad de acceder a financiamiento y acompañamiento por parte de APEN.  

“Es una relación integral, les vamos  a dar asistencia necesaria para que puedan acceder al financiamiento, servicio de información y acompañamiento. Si necesitan preparar un estudio de factibilidad para cumplir  con los requisitos del banco, nosotros podemos apoyarlos”, explicó.

Por su parte, el vicegerente general de Negocios de Banpro Grupo Promerica explicó que este convenio representa una gran oportunidad para los productores que ya exportan o que desean exportar.

 “Nosotros como banco les estamos poniendo recursos disponibles para que ellos (productores) puedan hacer  las inversiones que necesiten en infraestructura, eficiencia y productividad para potenciarlos. A la vez APEN puede acompañar a los clientes de Banpro para asesorarlos en las  certificaciones que necesiten hacer e  identificar mercados en el exterior”, expresó Ramírez.

Anualmente  la colocación de créditos agrícolas e industriales de Banpro asciende a US$200 millones, cada uno, y cuentan con una disponibilidad de US$50 millones en líneas verdes para financiar proyectos de eficiencia energética.

Ramírez hizo énfasis en la importancia de instrumentos financieros orientados a mejorar la producción y eficiencia de las fincas y contrarrestar los efectos negativos del cambio climático, como la Línea Verde, a través de la cual se pueden financiar sistemas de riego.

 “En Nicaragua solo el 4% de las empresas agrícolas tiene sistema de riego, una finca que cuente con un sistema de riego duplica sus capacidades productivas. Es importante contar con sistemas de riego que mitiguen el riesgo climático para poder sembrar en esa zona”, afirmó.