•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La Corporación Financiera de Inversiones, S.A., liderada por Carlos Pellas Chamorro, compro el Banco Procredit S.A. y anunció que ampliará el modelo de negocios de esta entidad.

La transacción fue confirmada este jueves mediante una nota de prensa del Grupo Pellas, indicando que Procredit es una institución financiera “sólidamente establecida en Nicaragua”.

Explica que las operaciones de Procredit hasta ahora han estado orientadas a la atención de la pequeña y mediana empresa “de una manera social y ambientalmente responsable”, desde que se estableció en Managua 1999.

Procredit “seguirá comprometido en brindar la mejor atención a las necesidades de sus clientes actuales, ampliando su modelo de negocios para ofrecer nuevos productos y servicios mediante la implementación de tecnologías novedosas en sus operaciones”, agrega el comunicado.

Este banco formaba parte del Grupo ProCredit, controlado por ProCredit Holding AG & Co. KGaA, empresa con sede en Fráncfort, Alemania.

Desde hace meses se supo que Procredit de Nicaragua estaba en venta y que el grupo hondureño Terra, de la familia Nasser, fue el primero interesado en comprarlo. Terra adquirió el banco Citi de El Salvador.

Otra entidad hondureña que se interesó en Procredit de Nicaragua fue Banco Atlántida.

La presencia de la familia Pellas en el Sistema Financiero nicaragüense data desde el año 1952, cuando junto a otras familias fundaron el Banco de América.

Ese proyecto financiero lo inició don Alfredo Pellas Chamorro (qepd), padre de Carlos Pellas Chamorro. La experiencia del Banco de América incluye operaciones de tarjeta de crédito en Nicaragua, por medio de Credomatic, en 1971, y terminó en 1979, cuando el nuevo gobierno revolucionario nacionalizó la banca en Nicaragua.

Luego, la familia Pellas incursionó en la banca en Estados Unidos adquiriendo el Popular Florida Bank, hoy BAC Florida.

La familia Pellas volvió a la industria financiera en Nicaragua en 1990, con BAC Credomatic. En 2005, General Electric adquirió una importante participación accionaria de este banco, la que eventualmente vendió al Grupo Aval de Colombia en diciembre de 2010, en el marco de la crisis financiera mundial. Al mismo tiempo, el Grupo Aval también adquirió la entonces posición minoritaria de los socios nicaragüenses en BAC Credomatic.

Con la adquisición de ProCredit, el Grupo Pellas inicia una nueva etapa de su historia en el sistema financiero nicaragüense.