•   Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La presidenta de la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos, Janet Yellen, aseguró ayer que el banco central se mantiene firme en su plan para subir de forma gradual los tipos de interés ante la “fuerza” de la economía estadounidense.

En un evento en Washington, Yellen habló del crecimiento de la inversión de las empresas y de los buenos datos de empleo de EE. UU., que en septiembre se situó en el 4.2%, niveles considerados de pleno empleo, así como de los beneficios que el país está recibiendo por la mejora económica global.

Al hablar de los tipos de interés, Yellen dijo que el banco central de EE. UU. “sigue esperando que la fortaleza actual de la economía justifique aumentos graduales en esa tasa para sostener un mercado laboral saludable y estabilizar la inflación en torno a nuestro objetivo del 2% a largo plazo”.

La tasa de inflación interanual cerró agosto en el 1.9%, por debajo del objetivo del banco central del 2% anual.

El banco central se encuentra inmerso en un gradual ajuste monetario y ha subido los tipos de interés en dos ocasiones a lo largo de 2017, hasta el rango actual de entre 1% y 1.25%, y se prevé que puede volver a encarecer el precio del dinero de nuevo antes del final del año.

En la reunión de septiembre, el banco central dirigido por Janet Yellen decidió mantener sin cambios los tipos de interés de referencia en el rango de entre 1% y 1.25%.

A lo largo de este año, la FED ha elevado el precio del dinero en dos ocasiones y había anticipado a principios de 2017 hasta tres alzas.

Los próximos encuentros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, en inglés) del banco central, que dirige la política monetaria de EE. UU., tendrán lugar a finales de este mes y a mediados de diciembre.

Yellen intervino ayer en un seminario ante el Grupo de los Treinta, un centro de pensamiento de Washington que agrupa a banqueros, universitarios e inversores internacionales.

Inflación 2018 

“La mayoría” de los miembros del comité de política monetaria de la Reserva Federal estiman que la inflación aumentará en el país en 2018. 

“Con un mercado laboral cada vez más fortalecido, espero que la inflación se acelere el año que viene”, declaró en un foro celebrado en Washington con los principales gobernadores de los bancos centrales del mundo.

“La mayoría de mis colegas del FOMC (comité de política monetaria) están de acuerdo”, añadió.

Yellen subrayó además que “muchas economías avanzadas están experimentando una inflación que sigue siendo, de manera persistente, débil”, lo que refuerza la idea de que se trata de una tendencia “estructural”.

Excluyendo los precios volátiles de la energía y de la alimentación, cayó un 1.3%, una décima de punto porcentual menos que en julio. Se trata del nivel anual más débil para la inflación subyacente desde noviembre de 2015.

El índice PCE es la medida preferida de la FED para observar la evolución de los precios, que desearía ver alcanzar el objetivo del 2%, un nivel considerado sano para la economía.