•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Gobierno de El Salvador inició hoy una serie de negociaciones con Honduras y Guatemala para concretar en febrero de 2018 la unión aduanera del Triángulo Norte de Centroamérica, que concentra más del 40 % del comercio de la región.

La viceministra salvadoreña de Economía, Luz Estrella Rodríguez, señaló durante el lanzamiento de esta ronda, que se extenderá hasta el 18 de octubre, que los negociadores de los tres países se reunirán nuevamente en noviembre próximo en Guatemala y en febrero de 2018 en Honduras.

Detalló que con esta ronda en Tegucigalpa, Honduras, se cerrará la incorporación de El Salvador a la unión, pero esperan entregar en diciembre "los avances más importantes" en aviación, migración, tributos y "cosechas tempranas en materia aduanera".

Por su parte, el ministro de Economía de El Salvador, Tharsis Salomón López, sostuvo que la decisión de unir las aduanas de los tres países plantea "una oportunidad histórica de trabajar juntos en la conformación de un nuevo espacio económico".

Señaló que el Triángulo Norte representa el 57 % del territorio de Centroamérica, acoge al 73 % de la población y "podría representar un Producto Interno Bruto de casi 120.000 millones de dólares" con su unión.

La directora de Integración de Económica de Honduras, Jerónima Urbina, señaló que para su país y Guatemala "es de gran importancia que El Salvador se esté adhiriendo a la unión aduanera" y para avanzar a un "estadio más de la integración económica" centroamericana.

La directora de Integración Económica de Guatemala, Victoria Meza, señaló que el inicio de las negociaciones "es muy importante para la región y un ejemplo" para que los países del sur de Centroamérica "se sumen a este proceso".

Por su lado, el titular de la Secretaría de Integración Económica Centroamericana (Sieca), Melvin Redondo, valoró que El Salvador, Guatemala y Honduras han sembrado la "semilla" de la futura unión aduanera de Centroamérica.

"Para la Sieca este evento reviste un hito muy importante" con el "lanzamiento de esta ronda de trabajo, "que seguramente siembra la semilla de lo que en el futuro será la unión aduanera centroamericana", señaló Redondo.

El secretario general de la Sieca recordó que "el objetivo de establecer una unión aduanera no es nuevo, sino que ya está planteado en el Tratado General de Integración Económica Centroamericana de 1960".

Dicho acuerdo también dio pie a la creación del Mercado Común Centroamericano, que se vio truncado por una guerra entre El Salvador y Honduras en 1969 y que dejó unos 5.000 muertos entre ambas naciones.

El 26 de junio pasado Guatemala y Honduras, países que tienen un PIB conjunto de 72.781 millones de dólares, lo que equivale al 46 % del PIB de toda la región y su comercio bilateral ronda el 40 % de las exportaciones e importaciones de Centroamérica, concretaron la unión aduanera que negociaron durante dos años.

Las exportaciones de bienes y servicios salvadoreños a Honduras y Guatemala entre enero y agosto pasados sumaron más de 1.041 millones de dólares, mientras que las importaciones superaron los 1.130 millones.

El comercio con Honduras y Guatemala, en conjunto, es el segundo más importante para El Salvador, cuyo principal socio comercial es Estados Unidos, país al que exportó más de 1.744 millones de dólares hasta agosto pasado y del que recibió importaciones superiores a 2.629 millones.