•   Rivas, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El 2017 fue un buen año para la pesca en San Juan del Sur. De acuerdo con la terminal pesquera Shin Komatsu, localizada en el extremo sur de la bahía de San Juan del Sur, los pescadores de esa ciudad lograron incrementar la captura de mariscos en un 39.7%, en comparación con el 2016.

Lázaro Mora, director administrativo de Shin Komatsu, dijo que en el 2017 recibieron 1,098,174 libras, superando ampliamente las 785,967 libras del 2016.

Con el incremento de la  captura de mariscos, también se elevaron los productos destinados para la exportación en un 30.85%, en relación a ese mismo período.

Según Mora, en el año que acaba de finalizar, la captura de mariscos para exportación de esa empresa cerró con 880,000 libras y en el 2016 la producción destinada al comercio internacional fue de 672,524 libras.

De la producción total que se logró al finalizar el 2017, el 76%   correspondió a mariscos de calidad destinados al segmento de las exportaciones y el resto al consumo local.

“Al igual que en el 2016 el principal producto de exportación fue el  pez dorado y pargo y luego aparecen en menor cantidad especies como cabrilla, raya, ruco, róbalo y camarón”, explicó Mora.

En pargo de exportación se acopió 476,000 libras y en dorado otras 290,000 libras, sumando entre ambas especies el 96% de la producción de mariscos destinada al mercado internacional.

El mes que registró el mayor número de captura  fue noviembre con 194,482 libras, y según Mora, en ese período la actividad pesquera fue favorecida por el paso de la tormenta Nate, que cruzó por la bahía a inicios de octubre.

En mayo  también se registró un incremento en la captura de mariscos con 145,000 libras  y otro momento significativo se  evidenció en los  meses de marzo y diciembre.

Destinos de mariscos

Según Mora, el principal destino de las exportaciones de dorado y pargo es Estados Unidos y el resto se comercializa en Costa  Rica, El Salvador y Honduras.

Los pescadores al desembarcar en la terminal pesquera distribuyen el producto entre 13 acopios que operan en esta ciudad y posteriormente sus propietarios se encargan de comercializarlo con empresas exportadoras y en el mercado local, para el caso de los peces que llaman chatarra como jurel, atún, piñuelero, pez hoja, macarela entre otros.

Luis Víctor Membreño, propietario de uno de los acopios dedicados a ofertar mariscos de exportación a una empresa capitalina, confirmó que los últimos dos meses del 2017 fueron los que registraron las mejores ventas de dorado.

Según Membreño, quien trabaja en coordinación con otro propietario de acopio, entre ambos lograron entregar más de 220,000 libras de dorado durante noviembre y diciembre y otras 20,000 de pargo.

Contó que en el último trimestre del año, los pescadores “se lanzaron en busca de dorados y a inicios de año el fuerte era el pargo”.

Para el sector de la pesca, el 2017 significó un respiro para recuperarse de la mala temporada del 2016, aseguraron las fuentes consultadas.

Membreño, junto a su socio, acopian la producción de 35 a 40  embarcaciones y se les considera los principales abastecedores de la empresa exportadora. 

Felipe Carmona,  delegado del Instituto Nicaragüense de la Pesca (Inspeca), de San Juan del Sur, detalló que en esta ciudad portuaria faenan en la actividad pesquera 53 pangas y 4 lanchas.

Cabe destacar que en estos registros no se incluye la pesca obtenida en las comarcas de Ostional y El Pochote, localizadas  en áreas fronterizas con Costa Rica.