•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

La misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) propuso durante un encuentro con representantes del Gobierno y del Banco Central de Nicaragua (BCN) aumentar la edad de jubilación para salvar las finanzas del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS).

Sin embargo, el asesor presidencial para asuntos económicos, Bayardo Arce, consideró que esa no es una opción. En la actualidad, en Nicaragua la edad de jubilación es de 60 años y las cotizaciones son de 750 semanas.

Arce, en tanto, reconoció que el déficit del INSS es un problema complejo. hasta noviembre el INSS contaba con 857,219 afiliados

"En un país como el nuestro, que tiene un bono demográfico alto, hay una contradicción objetiva que entre más tarde se jubila la gente menos espacio laboral tiene", indicó Arce.

El asesor también admitió que las medidas que propone el FMI podrían dar resultados en tres o cuatro años, y "para nosotros el problema empieza en este año (2018, cuando) hay que pagar jubilaciones".

La delegación del FMI brindará hoy una conferencia de prensa. José Denis Cruz/END

Al encuentro con la misión del FMI asistió Silvio Conrado, representante del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), y miembro del Consejo Consultivo del Gobierno de Nicaragua, quien expuso que a mayor crecimiento económico del país habrá mayor afiliación al INSS, lo que ayudaría a las finanzas.

La misión del FMI es encabezada por Fernando Delgado y en la reunión de hoy también participan el presidente del Banco Central de Nicaragua (BCN), Ovidio Reyes; el titular del Ministerio de Hacienda y Crédito Público (MHCP), Iván Acosta; y el diputado Wálmaro Gutiérrez, presidente de la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto de la Asamblea Nacional.

Se espera que en el transcurso de la mañana el presidente del BCN y el representante del FMI brinden una conferencia de prensa para informar sobre los resultados finales de la misión.

El año pasado el FMI planteó al Gobierno aumentar la edad de jubilación y el número de cotizaciones de los trabajadores como medida para salvar al INSS. 

El FMI se reunió con el INSS la semana pasada. Archivo/END

Esa propuesta fue descartada por el presidente ejecutivo del INSS, Roberto López, quien aseguró que el Gobierno orientó que identificaran otras medidas para solucionar la situación.

El gobierno nicaragüense ha mantenido los servicios de salud y de pensiones, pero hasta la fecha se desconoce qué medidas se han tomado.

El FMI, además, advirtió en 2017 que bajo las actuales políticas, el INSS seguirá presentando déficits y agotará sus reservas en efectivo en 2019, lo que podría requerir transferencias desde el gobierno, es decir del Ministerio de Hacienda.