•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Después de una leve caída (-0.1%) en 2016, el crédito del sector industrial de Nicaragua consiguió un crecimiento de 22.8% en 2017, según el Informe Financiero de diciembre de 2017, publicado por el BCN.

El crédito industrial ascendió a C$20,415.4 millones en el último mes de 2017, mientras que en diciembre de 2016 el resultado fue de C$16,623.8 millones y, en 2015, de C$16,646.2 millones.

En términos porcentuales, el crédito del sector industrial fue el que más creció, por encima del de tarjetas de crédito (19%), el hipotecario (16%), el agrícola (14.1%), el personal (12.1%) y el comercial (10.6%).

“Obviamente, que haya más crédito para el sector industrial es positivo, porque realmente estás apostándole a la producción y la sostenibilidad del país depende de la producción”, opinó el economista Mario Arana, actual gerente de la Asociación de Productores y Exportadores de Nicaragua (APEN) y expresidente del Banco Central.

Para Arana, sin bien “hay mucha concentración en financiamiento al consumo, también es un estímulo a la economía”.

“Lo que hay que preguntarse es qué tan sostenible es eso, si la producción no guarda también un ritmo de crecimiento proporcional. Así que yo veo positivo que se esté dedicando más recursos a la industria. Yo creo que en Nicaragua hay necesidad, inclusive, de darle más recursos a la agricultura”, indicó Arana.

En la estructura de la cartera de crédito, “el crédito comercial y los préstamos personales se mantienen como los más representativos, totalizando ambos sectores el 55.4% del total de la cartera”, afirma el informe financiero.

El crédito comercial ascendió a C$58,479.9 millones en 2017 y el personal, a C$32,784.7 millones.

La concentración del crédito del SFN en el consumo es una tendencia histórica, no solo en Nicaragua, sino en toda América Latina, expresó el economista Arana. “Son segmentos de negocios más rentables. A veces, tienen más riesgos, pero aun así son más rentables”, explicó.“Que haya más crédito para el sector industrial es positivo, porque realmente estás apostándole a la producción y la sostenibilidad del país depende de la producción”, dijo el economista Mario Arana.

La cartera de crédito total del SFN ascendió a C$164,739.7 millones, registrando un crecimiento de 13.8% con respecto a 2016.