•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El valor de las transferencias electrónicas, realizadas a través la Cámara de Compensación Automatizada (ACH Nicaragua), alcanzó los C$131,820 millones en 2017, consiguiendo un crecimiento de 198% en relación con el monto de 2016, según el Informe de sistemas y servicios de pago en Nicaragua, del Banco Central de Nicaragua (BCN).

Es la primera edición de ese informe, y según el BCN se publicará trimestralmente.

En 2017, el número de operaciones financieras realizadas a través de la ACH, que es un nuevo servicio que tienen los bancos del país para hacer transferencias con mayor facilidad, totalizó 831,773, es decir 153% más que en 2016.

De acuerdo con el informe oficial, en Nicaragua se realizaron en promedio 2,279 operaciones diariamente, con un monto de C$361.2 millones. Del total de transacciones realizadas por ACH, el 56.6% se llevó a cabo con moneda nacional, mientras que el 43.4% fue con moneda extranjera.

El BCN explica que la Cámara de Compensación Automatizada (ACH de Nicaragua) es uno de los sistemas de pagos electrónicos del país. Es privado y regulado por el Banco Central de Nicaragua y dispone de una infraestructura para realizar transacciones electrónicas entre los siete bancos participantes del sistema con liquidación bruta en tiempo real.

Mediante la ACH se pueden realizar transferencias de cuenta a cuenta, pagos de préstamos, pagos de tarjetas de crédito y transferencias a tarjetas prepago.

El Banco Central realizó el año pasado una actualización del marco normativo de la ACH y se llevó a cabo una automatización de los procesos de liquidación de las operaciones del sistema, lo que en palabras sencillas permite que las operaciones se realicen de manera instantánea.

Operaciones totales

Las transferencias por ACH son solo una parte de las operaciones electrónicas que se hacen en el país. Estas solo representan un poco más del 10% del total de esas transacciones. 

El Banco Central de Nicaragua es el responsable de otros sistemas y servicios de pago electrónicos, como el Sistema Interbancario Nicaragüense de pagos electrónicos, a través del cual se realizan transacciones de mayor valor.El BCN explica que la Cámara de Compensación Automatizada (ACH de Nicaragua) es uno de los sistemas de pagos electrónicos del país.

Según el nuevo informe del BCN, el valor total transado por los sistemas de pagos electrónicos, tanto del Banco Central como de la ACH, alcanzó en 2017 los C$1,253.7 miles de millones, mientras que en el 2016 sumó C$1,084.5 miles de millones, lo que provocó un incremento de 15.6%.

El informe refiere que el monto operado en 2017, a través de sistemas y servicios electrónicos, es 53.5 veces mayor que el circulante del país. Es decir que por cada córdoba que circula en la economía, 53.5 córdobas circulan a través de los sistemas de pagos electrónicos. El monto de las transacciones de los sistemas de pagos electrónicos  supera el valor del Producto Interno Bruto (PIB) tres veces.

“Sobre la dinámica de crecimiento de los pagos ofrecidos por los dos administradores, el valor de los pagos aumentó 15.6% respecto al 2016. Este comportamiento es explicado principalmente por un mayor dinamismo en las operaciones transadas a través de ACH, ya que estas crecieron en 198 por ciento, mientras que las del BCN lo hicieron en 7.8 por ciento”, indica el BCN.

El Sistema Interbancario Nicaragüense de Pagos Electrónicos está compuesto por los siguientes servicios: Transferencias Electrónicas de Fondos (TEF), Cámara de Compensación Electrónica (CCE), Liquidación de Operaciones ACH, Módulo de Mesa de Cambio (MMC), Módulo de Administración de Efectivo (MAE). 

Adicionalmente el BCN administra el Sistema de Interconexión de Pagos (SIP) y Transferencias Internacionales, conocidas como SWIFT.

Del monto total operado a través de servicios de pagos electrónicos, el 89.5% corresponde a las operaciones de los sistemas administrados por el BCN y el 10.5% restante pertenece a las administradas por ACH.El Banco Central realizó el año pasado una actualización del marco normativo de la ACH

Dentro de los sistemas y servicios administrados por el BCN entre 2016 y 2017, únicamente las transferencias internacionales mediante SWIFT experimentaron un descenso, equivalente al 28.6%, ya que de los C$113,092.3 millones que se transaron en 2016, al año siguiente únicamente se logró operar C$80,708.8 millones.

Al mismo tiempo los de mayor crecimiento fueron los valores transados dentro del Sistema de Interconexión de Pagos con 56.5%, al pasar de C$48.9 millones en 2016 a C$76.5 millones en 2017.

Del valor total transado en los sistemas de pagos electrónicos, el 83% lo acapara el Sinpe, el 6.4% las transferencias internacionales y las ACH agrupan el 10.5%. El BCN señala que las tasas de crecimiento coinciden con las condiciones económicas y tecnológicas del entorno.

“Al analizar la evolución de los medios de pagos en los últimos años, se observa que los servicios de pagos más representativos han mantenido un crecimiento sostenido, acordes al crecimiento de la economía, las innovaciones tecnológicas y la profundización financiera, siendo el servicio de Transferencias Electrónicas de Fondos del Sinpe el que ha mostrado el mayor crecimiento acumulado en los últimos cinco años, no obstante, con la entrada de ACH, su nivel de operaciones se estabilizó, disminuyendo su participación  porcentual (del Sinpe) dentro del total de operaciones”, expresa el BCN en el informe.